«Tenemos los pies en el suelo»

Jornada "exigente" en Hungaroring, eso transmite Fernando Alonso tras los entrenamientos libres, fue sexto por la mañana y séptimo por la tarde. "Estuvo bien, hacía mucho calor y había humedad así que fue muy exigente físicamente. También para los mecánicos. No tuvimos problemas, probamos los tres compuestos de neumáticos y recogimos mucha información. Pero no estamos del todo contentos con el coche aún", dice el asturiano.

Con todo, advierte: "No pienso que los viernes sean tan importantes, ya hemos visto en varios fines de semana que estábamos adelante, pero luego el sábado y domingo otros equipos nos superaban. Tenemos los pies en el suelo y veremos en clasificación". McLaren y Ferrari son dos fijos por delante del Alpine y en la mayoría de circuitos también se han colado, al menos por rendimiento, los Aston Martin de Vettel y Stroll.

Alonso comenta también que un viernes convencional es más cómodo para que equipos y pilotos consoliden el trabajo del fin de semana, aunque comprende que el formato de Silverstone, con un sólo entrenamiento antes de la clasificación, es más interesante para los aficionados: "Hoy fue más relajado, tenemos otro entrenamiento, a los equipos nos gusta esta flexibilidad aunque imagino que los aficionados quieren más actividad, como en Silverstone".

Así como el bicampeón español no estaba del todo conforme con los reglajes del Alpine A521, Ocon lo vio de otra manera. Fue cuarto en la tabla de tiempos: "Estamos muy contentos, un buen viernes, aunque el sábado refrescará y cambiarán las condiciones climatológicas. Desde que pusimos el coche en la pista se sentía fuerte, incluso con el neumático duro, así que bastante satisfecho".

Comentarios

Los comentarios están cerrados.