La mascarilla de 4.000 euros que enmudece a la India

6 julio, 2020 · Archivado en Asistencia sanitaria, Biología, Ciencia, Ciencias naturales, Coronavirus, Coronavirus Covid-19, Enfermedades, Enfermedades infecciosas, Epidemia, Mascarillas, Material sanitario, Medicina, Microbiología, Pandemia, Salud, Sanidad, Virología · Comentarios desactivados en La mascarilla de 4.000 euros que enmudece a la India 

La pandemia del coronavirus ha afectado a prácticamente la totalidad del mundo, con algunos países más afectados que otros. Una de las consecuencias a nivel mundial es el uso de mascarilla de forma obligatoria en determinados espacios. El aumento de la demanda de este elemento también ha hecho que aumente la oferta. Sin embargo, habrá pocas como la que tiene Shankar Kurhade, hombre de negocios de origen indio.

Kurhade luce una mascarilla fabricada en oro, por la que pagó 4.000 dólares (3.500 euros) y que pesa poco menos de 100 gramos. "Es delgada y con poros diminutos que me ayudan a respirar. La gente me pide selfies, se asombran cuando me ven usando una mascarilla de oro en los mercados", señala a la Agencia France-Presse.

Asegura que no se hizo con ella "por tener publicidad", aunque también reconoce que no esta seguro "de que sea eficaz para protegerme de una infección de coronavirus". Para eso indica que toma otras precauciones. "No es la máscara de oro o de tela lo que protegerá a los humanos del coronavirus, sino el distanciamento social y el lavado de manos".

India, el tercer país con más contagios

El país asiático es el tercero con un mayor número de contagios, con una cifra superior a los 690.000, solo por detrás de Estados Unidos y Brasil, mientras que suma más de 19.000 fallecidos. Por ello, en el país es obligatorio el uso de las mascarillas en los espacios públicos.

La mascarilla de 4.000 euros que enmudece a la India

6 julio, 2020 · Archivado en Asistencia sanitaria, Biología, Ciencia, Ciencias naturales, Coronavirus, Coronavirus Covid-19, Enfermedades, Enfermedades infecciosas, Epidemia, Mascarillas, Material sanitario, Medicina, Microbiología, Pandemia, Salud, Sanidad, Virología · Comentarios desactivados en La mascarilla de 4.000 euros que enmudece a la India 

La pandemia del coronavirus ha afectado a prácticamente la totalidad del mundo, con algunos países más afectados que otros. Una de las consecuencias a nivel mundial es el uso de mascarilla de forma obligatoria en determinados espacios. El aumento de la demanda de este elemento también ha hecho que aumente la oferta. Sin embargo, habrá pocas como la que tiene Shankar Kurhade, hombre de negocios de origen indio.

Kurhade luce una mascarilla fabricada en oro, por la que pagó 4.000 dólares (3.500 euros) y que pesa poco menos de 100 gramos. "Es delgada y con poros diminutos que me ayudan a respirar. La gente me pide selfies, se asombran cuando me ven usando una mascarilla de oro en los mercados", señala a la Agencia France-Presse.

Asegura que no se hizo con ella "por tener publicidad", aunque también reconoce que no esta seguro "de que sea eficaz para protegerme de una infección de coronavirus". Para eso indica que toma otras precauciones. "No es la máscara de oro o de tela lo que protegerá a los humanos del coronavirus, sino el distanciamento social y el lavado de manos".

India, el tercer país con más contagios

El país asiático es el tercero con un mayor número de contagios, con una cifra superior a los 690.000, solo por detrás de Estados Unidos y Brasil, mientras que suma más de 19.000 fallecidos. Por ello, en el país es obligatorio el uso de las mascarillas en los espacios públicos.

Así se desinfecta una mascarilla N95 en el microondas

1 julio, 2020 · Archivado en Asistencia sanitaria, Biología, Ciencia, Ciencias naturales, Coronavirus, Coronavirus Covid-19, Enfermedades, Enfermedades infecciosas, Epidemia, España, Mascarillas, Material sanitario, Medicina, Microbiología, Pandemia, Salud, Sanidad, Virología · Comentarios desactivados en Así se desinfecta una mascarilla N95 en el microondas 

Las mascarillas han llegado a nuestras vidas para quedarse un largo tiempo. Pese a estar a disposición de todos, estaban principalmente destinadas a los trabajadores sanitarios. Pero ahora, con el uso obligatorio de estas en determinadas situaciones, es importante saber usarlas correctamente, así como su desinfección en caso de ser reutilizables.

En este sentido, investigadores del Centro Médico de Beth Israel Deaconess, de la Universidad de Harvard y el Hospital General de Massachusetts, han encontrado del modo de poder descontamitar las mascarillas N95 (o KN95 por su nomenclatura según la normativa china). Un proceso que, para que sea efectivo, no debe afectar a la filtración de la propia mascarilla ni al ajuste al usuario.

La desinfección, al alcance de todos

Según este estudio, publicado en la revista American Society of Microbiology, las herramientas para llevarlo a cabo son accesibles a todo el mundo: un envase de vidrio, una malla de bolsas de productos comerciales (como la malla de las naranjas), una goma elástica y un microondas que con una capacidad de 1.100 W.

En primer lugar, antes de probar con el recipiente de cristal, probaron con una taza de cerámica con 60 mililitros de agua, lo que dio buenos resultados aunque mejorables. El protocolo a seguir es el de cubrir la apertura de la taza con la malla y asegurarla con una goma para que no se mueva. Tras ello, se coloca la mascarilla encima para que reciba el vapor. Tras un minuto en el microondas, se observó una significativa reducción de la contaminación.

Más tarde ampliaron a tres minutos y el resultado fue de una reducción considerable. "Planteamos la hipótesis de que la exposición directa al vapor es esencial para una descontaminación efectiva", indica la investigación. Tras la prueba con la taza fue el turno del recipiente de vidrio, con unas medidas de 17x17x7,5 centímetros. Mediante el mismo protocolo que con la taza, señalan los investigadores que "tras dos minutos de tratamiento con el vapor, no detectamos el fago viable residual en los cupones, lo que representa una reducción de un minuto respecto al ensayo con la taza".

Dónde comprar mascarillas N95

El aumento de la demanda ha hecho que no solo sean vendidas en las farmacias, lugar habitual antes de la pandemia de la COVID-19, sino que ahora también es posible comprarlas en grandes superficies como Mercadona, Alcampo o El Corte Inglés.

Además de las grandes superficies, cada vez son más marcas deportivas las que están sacando sus propias líneas de este nuevo complemento para la sociedad: Adidas, Nike o Reebok ya se han lanzado al mercado.

Dónde y cómo hacerse un test para saber si tengo coronavirus

Son muchas las personas con la inquietud y la curiosidad de saber si están contagiados por coronavirus o si incluso pasaron en su momento la enfermedad de la COVID-19 de forma asintomática. En las últimas semanas, han proliferado los test entre la población, sobre todo en empresas que han vuelto de forma progresiva al trabajo y para asegurar la salud de sus empleados les han practicado pruebas serológicas para testar cuánta gente de su plantilla ha tenido o tiene el coronavirus.

Estas pruebas diagnósticas las vienen practicando centros privados. Hasta el pasado domingo, para la realización de estas pruebas era necesaria una prescripción médica que argumentara que esa persona debería realizarse ese test. Pero desde que ha decaído el estado de alarma, la mayoría de los decretos que ha redactado el Gobierno durante el propio estado de alarma han perdido su vigencia, puesto que estaban supeditados a que estuviera en pie ese estado de alarma o sus sucesivas prórrogas.

Precio de las pruebas

Por tanto, desde que se ha iniciado la nueva normalidad, cualquier ciudadano que lo desee puede realizarse un test de coronavirus en cualquier clínica privada que lo ofrezca y que en estos momentos se encuentran de forma sencilla en cualquier ciudad. La mayoría requieren cita previa, pero no será necesaria la presentación de una prescripción médica. El precio variará según el tipo de test que se quiera practicar. Aunque la demanda es alta, la oferta también es extensa, por lo que los precios han bajado en las últimas semanas y en el mercado se pueden encontrar pruebas PCR por poco más de 100 euros y test serológicos por unos 30-40 euros.

En la sanidad pública, solo si hay síntomas o a grupos concretos

Pero esta será la única vía para hacerse un test, acudir a la sanidad privada, puesto que en la sanidad pública se están practicando pruebas a aquellas personas que presentan síntomas, a personal que están en primera línea de combate o a entornos que han podido estar en contacto con el virus, como en los brotes que se están detectando en los últimos días.

Esta es la práctica que recomienda la Organización Mundial de la Salud, que aconseja realizar pruebas diagnósticas a colectivos poblacionales concretos, focalizando la detección en aquellos grupos de personas que puedan ofrecer resultados interesantes para la población. La OMS se ha mostrado desde el principio de la pandemia contraria a realizar test masivos a toda la población.

Comprar test rápidos

La última posibilidad que tienen los ciudadanos es realizarse un test rápido, consistentes en un kit en el que con una gota de sangre y un reactivo se sabe si una persona está contagiada o lo ha estado. Sin embargo, la fiabilidad de estos test está en entredicho y las autoridades sanitarias han dejado de practicarlos. De todos modos, se pueden adquirir online en una búsqueda fácil y practicarlos de forma autónoma, incluso hay farmacias que al inicio de la pandemia realizaban estos test rápidos de forma clandestina.

Face Mask Hydrazero, la mascarilla de 226ers: precios, tipos, colores y dónde comprar

Sigue en auge el mercado de las mascarillas. La obligatoriedad de uso en la nueva normalidad cuando no sea posible guardar la distancia de seguridad de 1,5 metros hace que la demanda siga aumentando. Además, son cada vez las personas que apuestan por utilizar mascarillas de diseño, más allá de las mascarillas quirúrgicas e higiénicas tan frecuentes estos días.

Por eso, 226ers, marca de productos de nutrición y ropa deportiva ha lanzado también su línea de mascarillas y ofrece en su tienda la Face Mask Hydrozero, una mascarilla homologada de alta calidad apta tanto para uso diario como para uso deportivo. Cuenta con un diseño ergonómico de fácil colocación. Además, su ajuste tiene dos posiciones: una en reposo, con el elástico superior por debajo de las orejas y otra por encima de estas en posición diagonal.

Mascarilla reutilizable, hasta 69 lavados

Fabricada en España, la mascarilla de 226ers es reutilizable. Soportan hasta 69 lavados y la compañía recomienda un lavado antes del primer uso a 60º como máximo evitando blanqueantes y suavizantes y utilizando programas de lavado de prendas delicadas. Se aconseja secar al aire libre y a la sombra y no planchar ni lavar en seco.

Dos colores, dos tallas, también para niños

La mascarilla está disponible en dos colores: una completamente negra con el logo de la marca; otra negra con tres rayas horizontales rosa, amarillo y azul; y otra blanca con esas tres mismas rayas horizontales también de los mismos colores. Se pueden adquirir en dos tallas: la M, recomendada para jóvenes entre 11 y 16 años y talla L, para población de 17 años en adelante. Además, también está disponible la mascarilla Face Mask Black, completamente negra y de las mismas características y tallas que las anteriores. Asimismo, el modelo negro con la raya tricolor también está disponible para niños pequeños.

Las mascarillas de 226ers tienen un precio de 15 euros por unidad y están disponibles en la tienda online de la marca y en los puntos de venta habituales, que se pueden consultar en la web de la compañía.

Página Siguiente »