«El fútbol es una excusa para contar otras historias»

Raúl Ruiz presenta el nuevo programa de Movistar+ que consta de cuatro capítulos, dos ya se han emitido. Esta semana llegará el turno de Casi Campeones donde se contarán las finales europeas del Espanyol y el Deportivo Alavés. El último capítulo de El fútbol según Raúl, será una producción hecha desde casa y dedicada a los aficionados.

¿Cómo surgió la idea de crear El fútbol según Raúl?

Pues yo llevo desde que vine a El día después con Michael Robinson, hace 25 años ya, con el fútbol como excusa para contar otras historias que rodean el deporte más modesto, personajes, historias de superación... Y ya la temporada pasada empezamos a coger un formato un poco más largo, porque estos vídeos duraban tres minutos o cuatro en El día después. Y empecé con el de Generación Numancia de cuando yo estaba en el Numancia y jugamos la Copa del Rey contra el Barça, y ahí fue un poco mi explosión en el periodismo. Esta temporada ya por parte de Movistar+ y de Bropi, dijimos de hacer este documental.

¿Cree que es un estilo que gusta al espectador?

Yo creo que ha funcionado muy bien, que a la gente le ha gustado porque es otro fútbol, un poco como era antes. La clave de todos estos documentales es la cantidad de protagonistas que salen dando su opinión y reflejando lo que vivieron en aquel momento. Y eso lleva mucho curro, pero es muy agradecido y entretenido.

¿De qué habla el capítulo de esta semana?

Casi campeones, la historia de dos finales. Una, la del Espanyol de Clemente que llegó a la final de la UEFA por primera vez en su historia. La perdió cuando iba ganando 3-0. Y la del Alavés con el Liverpool, que fue súper sonada y fue una final muy bonita. Es la historia contada por parte de todos.

¿Cómo se han escogido las historias de cada capítulo?

Cuando planteamos la idea, surgieron muchos temas y escogimos. El de La Copa más blanca es porque este año se cumplen 40 años de aquella final que fue la fiesta madridista. El de EuroSevilla, dolor y gloria, por todo lo que ha vivido el Sevilla de euforia, de gloria, habiendo superado la muerte de Puerta, y ahora la de Reyes. Y el de Casi Campeones fue un poco capricho. Todo el mundo recuerda al campeón, al que levanta el trofeo, pero pocas veces se recuerda al que ha quedado eliminado, cuando su trayectoria ha sido de campeón absoluto sorprendiendo a todo el mundo. Desde mi punto de vista, eso les hace campeones.

¿Cómo ha sido hablar con los protagonistas de entonces?

Imagínate, he hablado con futbolistas retirados, pero también con otros que siguen en activo como Rakitic, Jesús Navas, Koke. Y de mi época, jugadores que tuve en los cromos. Y te llevas muchas sorpresas, porque en el fútbol antes no se ganaba tanto dinero, ahora un futbolista puede retirarse y tener la vida resuelta, antes no. Ves a toda esta gente que han sido figuras que ahora valdrían muchísimo dinero, que les ha tocado vivir otra época y ahora están jubilados, otros currando o en el paro y pasándolo mal. Se refleja lo que es el fútbol hoy, sobre todo desde la llegada de las televisiones que lo cambió todo, y los futbolistas eran igual de buenos, o incluso mejores.

¿Vendrán más temporadas de El fútbol según Raúl?

Hombre sí, la idea es continuar, pero eso te lo dan las audiencias y la aceptación de la gente. Pero ya estamos planteando ideas para posibles reportajes de aquí en adelante.

Michael Robinson es un gran referente para usted.

Yo estoy aquí porque Michael Robinson se fijó en mi cuando yo jugaba en el Numancia. Fue él mi padre televisivo y un poco de quien yo he aprendido todo. Siempre he tenido muy presente los consejos de Michael en todo lo que hago. El último, el de Generación Numancia me llamó para felicitarme, yo era un poco su niño, su creación, entonces me decía: ‘Nosotros en Informe Robinson siempre hacemos la historia de fuera a dentro y tu siempre la haces de dentro a fuera’, no sé qué significaba pero... (risas)

Aritz Gabilondo nos manda un mensaje para el torne FIFA #CopaSeguimosConectados

10 abril, 2020 · Archivado en Comunicaciones, EA Sports, Economía, Electronics Arts, Empresas, Estilo vida, FIFA 20, Géneros videojuegos, Hardware, Industria, Informática, Movistar, Ocio, Plataformas videojuegos, Telecomunicaciones, Telefónica, Videoconsolas, Videojuegos, Videojuegos deportes · Comentarios desactivados en Aritz Gabilondo nos manda un mensaje para el torne FIFA #CopaSeguimosConectados 
Aritz Gabilondo os manda sus recomendaciones para el torneo de FIFA organizado por Movistar. Continúa la emoción de la #CopaSeguimosConectados

Las vacas flacas llegan al fútbol

Recuerdo que mi madre, que detestaba el fútbol, siempre decía que estaba desfasado, por los dineros que movía. Hablo de principios de los sesenta, cuando a Luis Suárez lo vendió el Barça al Inter por 25 millones de pesetas, cantidad que se consideró obscena. Aquello provocó más de una 'página tres' del ABC, espacio que en esos años estaba considerado como expresión del colectivo intelectual del país. Trasladado al valor del dinero de hoy, aquel dinero equivale (más o menos, según el conversor), a 3,3 millones de euros. Un futbolista así (Balón de Oro vigente y entrando en 26 años), no se compra hoy por menos de 200. Y ya no nos espanta.

Hace poco, con Roures, eché cuentas de lo que valían los derechos de televisión del fútbol español en 1990, cuando se hizo el contrato conjunto Autonómicas-Canal + y lo que vale ahora, y salió que es casi cincuenta veces más. Nada en treinta años ha multiplicado por tanto su precio. El fútbol ha ingresado dinero en una escalada creciente, y ni siquiera la crisis de 2008 le afectó. De ahí salieron los futbolistas cobrando más, y ganado más ellos a su vez. El reciente estreno 'Un juego de caballeros', sobre el origen del profesionalismo, bien construido aunque algo maniqueo, plantea bien el tema del valor del fútbol como evasión.

De repente se plantea por primera vez un recorte al fútbol y se les pide un esfuerzo a los futbolistas. Empezó el Barça, donde Bartomeu se ha metido en un callejón sin salida con las sucesivas renovaciones de Messi, que le han dejado exhausto, hasta el punto de reducir la plantilla. Se habla de un recorte del 30% que habrían de acordar todos, en el seno de LaLiga, para ir juntos hacia los jugadores. No hay más remedio, porque la interrupción de las competiciones ha frenado los ingresos. Por primera vez, que yo sepa, salvo en las guerras mundiales y según dónde, las vacas flacas alcanzan al fútbol. Y no aquí o allí, sino en todas partes.

Perales: «Antes de llegar al podio hay mucha historia»

El nuevo programa de Movistar+, Konnichiwa Tokio, cuenta las historias detrás de las experiencias de los deportistas en los Juegos Olímpicos. Un programa que presentan Amaya Valdemoro y Teresa Perales y que se podrá ver los jueves a las 21:30 en #Vamos.

Un total de seis capítulos dedicados a las historias de deportistas contadas por deportistas. Entrevistas a los que están en activo, y a algunos que ya se han retirado, con la complicidad de dos mujeres que ya han participado en unos JJ OO. Amaya Valdemoro y Teresa Perales atendieron a AS. "Es un proyecto que conlleva mucho tiempo. Está hecho con muchísimo cariño. Una de las cosas que más me ha gustado es haber conocido a todo el equipazo que tiene Movistar y que ha participado en este programa, el cariño y toda la experiencia que han puesto en el programa", detalla ilusionada Perales.

Amaya Valdemoro cuenta cómo fue alguna de las entrevistas que se podrán ver en Konnichiwa Toquio. "Fue graciosísimo, tuve la oportunidad de entrevistar a Julia Benedetti. Después de estar todo el día con ella le acabé diciendo: "¡Pero tú sabes que vas a los Juegos!" Porque con 16 años yo creo que no se es consciente de lo que suponen unas olimpiadas. Vivir el entusiasmos y sus historias te hace recordar. Con Julia disfruté todo el día, juventud divino tesoro", recuerda la comentarista de Movistar+.

“Queríamos dar visibilidad a los deportes minoritarios y, desgraciadamente, son muchos en los JJ OO. Dar a conocer a un montón de atletas que en las olimpiadas nos llevan al éxtasis y luego los otros tres años restantes dejan de ser noticia”, comenta Valdemoro en referencia a lo que se verá en pantalla. Sobre su compañera, la exjugadora de baloncesto dice: “Copresentar con Teresa ha sido genial. Es un ejemplo de todo lo que el ser humano tiene que tener. Valores, carisma, bondad, compañerismo. Suertuda yo de poder estar con Teresa en este proyecto”.

Teresa Perales, que se encuentra preparando los paralímpicos de Tokio, asegura que no es fácil no poder salir de casa, pero que sigue entrenando: “No tengo piscina y lo de ‘telenadar’ no sirve (risas), pero entreno como puedo y ya está”. Perales recuerda con cariño la propuesta de Movistar+: “Echaba en falta que conociéramos las historias, que no viéramos solamente el resultado de los deportistas, sino que supiéramos qué hay detrás de cada uno de nosotros. Las medallas son súper interesantes y las disfrutamos un montón, pero el camino es más importante. Antes de llegar al escaparate, al podio, hay mucha historia que merecía ser contada. La idea me gustó mucho”.

Además, Teresa Perales destaca: “Este programa va de olímpicos y paralímpicos porque va de deporte, de historias”, mientras que Amaya Valdemoro añade: “Teresa y yo no somos periodistas, pero contamos con un gran grupo detrás que se ha portado de diez”.

Ronaldinho y aquellos falsos oriundos

Encerrado mientras pasa el ‘Ángel Exterminador’ me dio por pensar en Ronaldinho, que no está en su casa, sino en una cárcel paraguaya. Le dio por entrar allí con pasaporte paraguayo falso, qué ocurrencia. El brasileño lo tiene retirado por ‘descuidos’ previos. Que tenga el paraguayo me recuerda a los falsos oriundos, cuando había allí una próspera industria del ramo que se ve que sigue. Aguirre Suárez, argentino, nos vino como paraguayo. Y allí surgió un Martínez que fungió de padre español de Carlos ‘Martínez’ Diarte, Diomedes ‘Martínez’ Cabrera y Luis Óscar ‘Martínez’ Leguizamón. Tres hermanos que no se conocían hasta llegar aquí.

Un cámara me contó una peripecia con Ronaldinho. Le solicitaron un reportaje para Canal + y les citó para tal día para el entrenamiento. No se presentó. Los responsables del Barça le dijeron que estaba malo, pero que les recibiría en su casa. Les dio la dirección y allí fueron. Empezó la entrevista cuando aún tenía aire somnoliento. En eso, su hermano Roberto de Asís le avisó: “Es la hora”. Él pidió perdón por la interrupción, se asomó a la terraza y saludó a un grupo de japoneses. Roberto de Asís tenía concertada una cantidad con un operador de turismo para que en la visita a Barcelona pudieran ver la casa de Ronaldinho y recibir su saludo.

Esa forma de ir por la vida, rastrillando cualquier perra y de paso eludiendo a Hacienda no es tan común entre los futbolistas como en general se cree, pero algunos hay. Como abundan los asesores-agentes-consejeros, a veces el propio hermano, sin formación ni prudencia, sin más valor que su audacia. Sólo una cadena de errores pertinaz explica que este glorioso jugador, que es de anteayer, no de tiempo remoto, esté ahora sin blanca, con sus bienes embargados, el pasaporte retirado y en una cárcel de Paraguay. Desde luego le deseo lo mejor. Fue muy bueno para el fútbol. Si hablo del caso es porque puede aleccionar a muchos.

Página Siguiente »