El futuro es del Real Madrid

13 octubre, 2019 · Archivado en Achraf Hakimi, Andriy Lunin, Ceballos, Deportes, Éder Militao, Equipos, Federico Valverde, Futbol, Luka Jović, Marco Asensio, Martin Odegaard, Real Madrid, Reguilón, Rodrygo Goes, Take Kubo, Vinícius Júnior · Comentarios desactivados en El futuro es del Real Madrid 

Hasta nueve jugadores del Real Madrid menores de 24 años (Reguilón, Militao, Rodrygo, Kubo, Valverde, Odegaard, Lunin, Ceballos y Achraf) han formado parte de sus respectivas selecciones en este parón. A ellos habría que añadir a Vinicius (habitual de las últimas listas de Tite), Jovic (que no ha ido con Serbia por un desencuentro con su seleccionador) y también a Asensio, lesionado de larga duración. Los más veteranos son Ceballos y Asensio, ambos con 23 años. El resto tiene 22 o menos. El Madrid se ha asegurado un futuro sólido con la estrategia de contratar jóvenes que ha supuesto un cambio radical en su política de fichajes.

Cuando Florentino Pérez llegó a la presidencia en el año 2000 entendió que el fútbol del futuro estaría dominado por el márketing. Primero fue Figo (60 millones), luego Zidane (72), Ronaldo (45) y, por último, Beckham (25). Y echó a andar el Madrid galáctico que supuso una revolución en la manera en la que las entidades ingresaban dinero.

En la segunda etapa del presidente, en 2009, su nuevo aterrizaje requirió de una gran inversión en jugadores de altura. “Hemos tenido que hacer en un año lo que no se ha hecho en tres”, fue la frase con la que justificó un gasto de 264 millones en nueve futbolistas: Cristiano (96), Kaká (65), Benzema (35), Xabi Alonso (30), Albiol (15), Garay (10), Negredo (5), Arbeloa (4) y Granero (4)…

No mucho tiempo después, en el verano de 2013 y tras fichar a Bale, volvió a cambiar el presidente su estrategia. Fue por una causa mayor. El Madrid debía competir con los nuevos clubes estado (el PSG de Qatar o el City de Abu Dhabi) y con los de las grandes fortunas (Chelsea o United). Y empezó a fichar jóvenes valores. Es la línea que se ha seguido hasta el día de hoy.

Fichar jóvenes.

En la nueva política que sigue el Madrid el objetivo es tratar de fabricar Balones de Oro, no de ficharlos, y también de encontrar al futuro Neymar o Mbappé a precio de ganga. José Ángel Sánchez y Juni Calafat, responsable éste último de fútbol internacional, se afanan en peinar el mercado en busca de jugadores que tengan ese potencial.

La lista de futbolistas jóvenes contratados desde 2013 es interminable y el recorrido que han tenido los propios jugadores, muy dispar. Mink Peeters, Odegaard y Vinicius fueron contratados con 16 años. Lienhart, Augusto Galván y Rodrygo, con 17. Abner, Asensio, Vallejo, Fede Valverde, Sergio Díaz y Rodrigo Rodrigues lo hicieron con 18. Con 19 años llegaron Theo, Cristo y Lunin y, con 20, Casemiro y Dani Ceballos. Isco y Lucas Silva lo hicieron con 21… De todos ellos, sólo Rodrygo (40 millones) y Vinicius (45) supusieron una gran inversión.
Ahora el tiempo parece haber dado la razón a esta nueva manera de maniobrar en el mercado, y ya hay doce jugadores menores de 24 años bien asentados en sus respectivas selecciones (nueve han participado en este parón).

De todos los protagonistas que les presentamos a continuación el Madrid podrá nutrirse la próxima temporada. Algunos, como Achraf (Borussia Dortmund), Reguilón (Sevilla), Odegaard (Real Sociedad), Ceballos (Arsenal) o Kubo (Mallorca) se están foguendo en clubes de primer nivel teniendo, en la mayoría de los casos, un protagonismo especial. Esta es la situación pormenorizada de cada uno de ellos...

Odegaard (20 años).

El Madrid pagó por él 2,1 millones de euros. Todos los grandes de Europa le pretendían. Ahora, tiene una valoración de mercado de 20 millones de euros (según la web especializada Transfermarkt). Ya ha jugado 21 partidos con la absoluta de Noruega (ha marcado un gol). Esta temporada ha explotado en la Real Sociedad, pero a pesar de su juventud ya es un jugador perfectamente instalado en la élite: entre Real Madrid (sólo uno), Heerenveen, Vitese y Real Sociedad, ya ha jugado 91 partidos en Primera Divisón en los que ha marcado 16 goles. Contra España jugó los 90 minutos.

Ceballos (23 años).

Ya ha jugado ocho partidos con España en los que ha marcado un gol. Ante Noruega, jugando como extremo izquierdo, no jugó su mejor partido con La Roja. Entre Betis (105), Real Madrid (56) y Arsenal (11) ya ha jugado 172 encuentros en la élite. Tiene en su palmarés una Supercopa de España y otra de Europa, una Champions y dos Mundiales de Clubes. Ahora busca terminar de hacerse de la mano de Emery en la Premier. Le costó al Madrid 17 millones de euros y tiene una valoración de mercado de 45.

Reguilón (22 años).

Estrena convocatoria con la absolua y no pudo debutar ante Noruega (espera hacerlo en Suecia). Ha pasado por todos los equipos de La Fábrica. Zidane le trajo a Mendy y él prefirió el Sevilla de Lopetegui para jugar más minutos en la élite, donde ya ha disputado 29 encuentros. Tiene una valoración de mercado de 22 millones.

Achraf (20 años).

Una de las sensaciones de la Bundesliga, a la que emigró, también, en busca de minutos. A pesar de tener sólo 20 años ya ha jugado la friolera de 25 partidos con Marruecos (un gol). Fue suplente en el empate a cero ante Libia y jugará como titular ante Gabón. Ya tiene un Mundial a sus espaldas, el de Rusia, y fue fundamental para que su país se clasificara. Con el Madrid ha jugado 17 partidos y con el Borussia 39. Vuelve al Madrid el próximo verano. Es canterano y tiene una valoración de mercado de 30 millones.

Kubo (18 años).

Una gran jugada del Real Madrid, que lo trajo gratis al club. El japonés tiene una valoración de mercado de diez millones de euros con sólo 18 años. Tiene que hacerse en el Mallorca, pero ya es un fijo con Japón, con la que ha jugado seis partidos (no el último ante Mongolia en el que su selección ganó por 6-0). Ante Tayikistán tendrá otra oportunidad.

Lunin (20 años).

El único de los jóvenes internacionales que lo está teniendo difícil para encontrar minutos. El año pasado le costó en su cesión al Leganés, y esta campaña le está sucediendo lo mismo en el Valladolid. El Madrid pagó por él 8 millones de euros y tiene una valoración de mercado de 7,5. Con Ucrania ha jugado seis partidos. Fue suplente en el último ante Lituania (victoria 2-0) y tendrá una nueva oportunidad hoy ante la Portugal de Cristiano.

Valverde (21 años).

Jugó los 90' en la victoria de Uruguay ante Perú (1-0) ante la que vuelve a enfrentarse, esta vez fuera de su país, mañana. Son ya 17 partidos y dos goles con la Celeste con sólo 21 años. Zidane confía en él.

Rodrygo (18 años).

Está estos días con la Sub-23 de Brasil, con la que acudirá a los próximos Juegos Olímpicos. Todavía no ha debutado con la absoluta de la mano de Tite.

Militao (21 años).

No jugó ayer ante Nigeria, pero a Tite le gusta que puede actuar tanto de central como de lateral derecho. Ya son cinco partidos con la Canarinha. Mantiene los 50 millones de euros de valor de mercado que el Madrid pagó por él.

Vinicius (19).

Debutó con Brasil con 19 años y 21 días, pero pudo hacerlo mucho antes, el año pasado, si no llega a lesionarse en la eliminatoria de Champions ante el Ajax. Tite tiene planes importantes para él: que tome el relevo de Neymar en el futuro. Sin embargo, no le ha convocado en este parón. Con el Madrid ya ha jugado 38 partidos y ha marcado cinco tantos.

Asensio (23 años).

Se ha lesionado de gravedad, pero cuando vuelva será el líder de esta joven generación. Ha jugado 24 partidos con la Selección y 135 con el Madrid. Participó en el ciclo victorioso de tres Copas de Europa consecutivas conquistadas por Zidane.

Jovic (21 años).

En el anterior parón por el Virus FIFA simuló una lesión para volverse antes del segundo partido, enfadado por no contar para el técnico, y éste le ha devuelto la moneda dejándole fuera de la presente convocatoria. Pero ya ha sido siete veces internacional absoluto (dos goles).

El lujazo + caño de Odegaard a Ramos, reacción TOP del capitán ante un final que era inevitable

13 octubre, 2019 · Archivado en Deportes, Futbol, Martin Odegaard, Selección española, Selección española fútbol, Selección noruega fútbol, Selecciones deportivas, Sergio Ramos · Comentarios desactivados en El lujazo + caño de Odegaard a Ramos, reacción TOP del capitán ante un final que era inevitable 
El '15' de España se vio obligado a hacer una falta al noruego después de que recibiese un caño de espaldas. El capitán le realizó un gesto cariñoso asumiendo que había sido una falta clara.

Récord de Sergio y poco más

El partido del récord de Sergio Ramos, al que hay que felicitar por esos 168 y los que vengan, se quedó en eso. A poco del final pareció que iba a darnos la clasificación matemática, pero se escapó a última hora por un empate que, seamos sinceros, Noruega estaba mereciendo. España, que atacó insistente durante la primera parte, se relajó bastante cuando consiguió el gol, al inicio de la segunda, y acabó entregando el campo y el balón a Noruega. Ellos no son un buen equipo, y menos si Odegaard no juega donde más daño hace, pero mandan pelotazos y corren. Y en una de esas llegó el penalti, en mala salida de Kepa, y el gol.

Justo castigo, decía, a España, que no jugó bien ni cuando la esperaba Noruega ni cuando prefirió esperar, después del gol. El equipo (hecho de once equipos distintos, cosa rara) aisló arriba a sus delanteros, Rodrigo, Oyarzabal y Ceballos. A éste, de extremo izquierdo, le vi fuera de sitio sin lucir sus cualidades. La media Fabián-Busquets-Saúl movía el balón, pero no encontraba rendijas en la defensa cerrada y en toda la primera parte sólo tuvo el auxilio de uno de los laterales, Navas. Bernat sólo subió al inicio de la primera parte, y de su única buena conexión con Ceballos se derivó el gol de Saúl, en tiro desde fuera.

Luego, poco y nada. Un par de tiros estupendos de Fabián que pegaron uno en el larguero y el otro en el palo. Dos chispazos aislados en una segunda mitad mala de los nuestros, que perdían balones en la salida. La buena noticia fue Albiol, que corrigió un par de errores de Sergio Ramos y estuvo tan firme que ha cogido ventaja en este examen de centrales que vemos desfilar optando a acompañar al capitán, que no tuvo su mejor día y se llevó una tarjeta, con lo que no estará en Suecia. En fin, partido incómodo y flojo, en el que sólo nos podemos sentir orgullosos del alegrón que a Noruega le dio el empate. Eso quiere decir que somos gente en esto del fútbol.

Odegaard: «Me voy molesto»

El centrocampista noruego Martin Odegaard se mostró contrariado por el empate de su equipo contra España en el partido de clasificación a la Eurocopa 2020 disputado este sábado en Oslo y aseguró que su equipo había merecido la victoria.

"Me voy un poco molesto por no ganar, aunque ha habido otros partidos en los que me he ido más molesto. Es un gran resultado, pero creo que merecimos los tres puntos", afirmó al canal noruego TV2 al término del encuentro el jugador del Real Madrid, cedido esta temporada en la Real Sociedad.

Odegaard valoró no obstante el resultado y la actuación de su equipo, que cree ha probado que puede competir al máximo nivel. "Tenemos que seguir así. Hemos demostrado que podemos competir con los mejores. Y cuando España empieza a perder tiempo y a hacer cambios defensivos es porque algo hemos hecho bien", afirmó. La estrella noruega señaló que vio a los jugadores españoles "un poco frustrados" en la primera parte y destacó que el equipo de Robert Moreno no les creó ocasiones en ese período. 

El goleador noruego, el delantero Joshua King, que hizo el tanto del empate de penalti en el tiempo añadido, se mostró satisfecho con el resultado. "Hemos trabajado duro. Sabíamos que necesitábamos al menos un punto para seguir con oportunidades. Este fue nuestro mejor partido en Ullevaal", declaró al mismo canal el delantero del Bournemouth.

«En el Real Madrid tuve muchas críticas, demasiado negativas»

12 octubre, 2019 · Archivado en Deportes, Equipos, Futbol, Martin Odegaard, Real Madrid, Real Sociedad, Selección noruega fútbol, Selecciones deportivas · Comentarios desactivados en «En el Real Madrid tuve muchas críticas, demasiado negativas» 

¿Le cuesta dormir tras los partidos o les da muchas vueltas tras jugarlos?

Me quedo dormido hacia las tres de la mañana, es duro dormir con toda la adrenalina en el cuerpo. Pienso bastante en las situaciones, miro algunos momentos, tengo muchas fotografías en la cabeza. Me lleva un tiempo salir de todo eso.

¿Qué hace para relajarse?

Me gusta ver series. He tenido por aquí a mis abuelos y mi hermano, solemos jugar a las cartas. A veces leo o veo una película, o simplemente me relajo en la cama.

Su pase de gol a Portu contra el Alavés generó muchos comentarios...

Fue muy rápido, es difícil de describir, en cuestión de segundos ves el espacio, el movimiento, y realizas la acción. Tienes que ver las cosas así de rápido, me ayudó que la carrera de Portu fuera muy buena.

Redondo, Baptista, Luis García, Hierro, Xavi Prieto... Todos alabaron aquella acción.

Fue un pase especial y un gol especial; un gran momento. Tal vez sea mi mejor asistencia. Por supuesto que te das cuenta y me hace feliz, claro.

Está en gran momento. ¿Se ve capaz de lo que sea?

Hay algo que noto en algunos partidos, cuando las cosas van bien sientes que puedes hacerlo todo. Y sí, siento que estoy en buen momento. A veces con el balón no tienes buena sensación, no giras bien porque te sientes un poco inseguro. Y luego hay partidos en los que tienes el balón y sabes que cuando te gires estarás solo y vendrá la jugada.

Los diarios deportivos ya le dedican portadas.

No me importa aparecer en una portada o en un diario. Sólo hago mi trabajo, lo que me gusta hacer. Disfruto jugando a fútbol y este tipo de cosas van ligadas al fútbol, que recibe mucha atención, especialmente en España. Pero para mí no es importante, me da igual si estoy ahí o no.

¿Prefiere no escuchar alabanzas?

Está bien oírlas, estoy acostumbrado desde cuando empecé a jugar, en Noruega, con 15 años. Recibía mucha atención, demasiada, y en el Madrid tuve muchas críticas negativas, tal vez demasiado negativas. Era todo blanco o negro. Y en este momento es lo mismo. Hemos jugado pocos partidos, no hemos hecho nada todavía. Hemos empezado muy bien, pero tanta atención es un poco locura. Me concentro en el día siguiente, en el siguiente entreno, el siguiente partido. En seguir mejorando.

Se le ha visto una evolución física importante respecto al chico que llegó a Madrid.

Trabajo con alguien que conocí allí y me lleva el seguimiento. Trazamos un plan para ver qué comer, cómo entrenar, todo este tipo de cosas. Y, por supuesto, en el club trabajamos conjuntamente. La combinación de mi entrenamiento personal con el del club es fantástica.

¿Y El Madrid lo sabe todo?

Por supuesto, aunque la persona con la que trabajo no está en el Madrid. Ahora está trabajando por su cuenta, pero es en el club donde lo conocí.

Su ascenso fue rapidísimo. ¿No sintió vértigo?

Todo fue muy rápidamente. Cuando tenía 14 años jugué con la Sub-16, luego con la Sub-19 y un año más tarde con la Absoluta. Y medio año después fiché por el Real Madrid. Sí, fue un periodo loco. Ahora vuelvo la vista atrás y me veo jugando con sólo 15 años… Es una locura, ¿no? Pero en ese momento me sentía bien.

¿Cuándo vio claro que el fútbol era lo suyo?

No hubo un momento. El fútbol ha sido mi vida desde muy pequeño, todos los días jugaba: volvía del colegio (acabó en Holanda la educación básica de Noruega el curso pasado), hacía mis deberes y luego iba al campo y jugaba el resto del día. Incluso cuando jugaba en Primera en Noruega, en el Stromsgodset, yo sólo quería entrenar. Soy afortunado de poder hacer lo que me encanta.

Da la sensación de que entiende el juego, de que siempre lo ha visto claro...

Fui afortunado porque mi padre también fue futbolista y yo iba a sus partidos, a sus entrenamientos. El sabía muchas cosas sobre fútbol, me preparé muy bien desde pronto. Él sabía de la importancia de mirar a tu alrededor cuando juegas, porque todos los demás miran al balón. Sigue mandándome mensajes tras los partidos, así sé lo que piensa y eso todavía es importante para mí.

Solari, su entrenador en el Castilla, dice que empleó muchas horas para mejorarle.

Tuvimos muy buena relación. Siempre me decía que tenía que hacerme cargo de mis responsabilidades, me ayudó muchísimo. Fue mi mejor momento en el Castilla, empecé a marcar más goles. Tuvimos buena conexión. Me alegra sentir que está contento de que me salgan las cosas bien, ahora estoy haciendo lo que él me pedía.

¿Fue aquella etapa, la del Castilla, complicada?

Sí. Entrenaba con el primer equipo y jugaba con el filial. Estaba un poco atrapado en el medio y a veces era difícil saber cuál era mi rol en el equipo. Era genial entrenar con el primer equipo, quería hacerlo y creo que fue importante para mi desarrollo. Pero nunca es fácil cuando no formas parte del equipo al 100%. Fue complicado, pero también me ayudó mucho a mejorar, a fortalecerme mentalmente.

Ha pasado por varios clubes. ¿Quiere establecerse ya?

Exactamente. Es importante sentir la responsabilidad y que formas parte integral de un conjunto. Eso hice en Holanda, en el Heerenveen y luego en el Vitesse, donde siento que fue una temporada genial. El entrenador me dio mucha confianza y responsabilidad. Esa es una de las cosas más importantes para un jugador. Cuando estás un año aquí y otro allá, quieres estabilidad. Por eso quiero estar aquí dos años.

Eligió a la Real Sociedad. ¿Por qué lo hizo?

Hubo muchos equipos interesados, pero después de hablar con el club y el entrenador fue fácil, me sentía muy bien. Me daba la impresión de que era el lugar perfecto, en cuanto a lo futbolístico, a la gente, a todo lo que rodea al club. Así que por una parte fue sencillo, pero había otros clubes interesados. Nunca es fácil escoger cuando tienes buenas opciones, pero creo que ha sido una buena elección.

Página Siguiente »