El ejemplo de Phelps

20 mayo, 2020 · Archivado en Cadenas televisión, Deportes, Depresión, Enfermedades, Enfermedades mentales, ESPN, Medicina, Michael Phelps, Programas deportivos, Salud · Comentarios desactivados en El ejemplo de Phelps 

Cómo estás? Nos preguntan cada día. ¿Y cuántas veces contestamos que bien y seguimos adelante? ¿Cuántas veces admitimos la verdad tanto a nosotros mismos como a los demás? ¿Quieres saber mi verdad? ¿Qué tal estoy? ¿Cómo estoy llevando la pandemia y el confinamiento? Lo diré de esta manera: "Sigo respirando". Éste es el comienzo de la carta que Michael Phelps ha publicado en ESPN y en la que habla sin tapujos de su depresión y de lo duro que le está resultando lidiar con ella ahora. Porque se suponía, como él escribe, que ya la había superado después de estar en terapia, cerrar de manera brillante su carrera en los Juegos de Río 2016, casarse y tener hijos. "Pero esta enfermedad nunca se termina. Tienes días buenos y malos. No hay un final", añade.

El ejemplo de Phelps va mucho más allá de su extraordinaria trayectoria como nadador, siendo el deportista más condecorado de todos los tiempos con 28 medallas olímpicas, 23 de ellas de oro. Ya habló abiertamente de sus problemas antes de despedirse en Río y rompió en pedazos el tabú de que alguien como él, un deportista célebre, adorado y millonario, podía sufrir depresión. Entonces afirmó que la terapia le había salvado literalmente la vida porque había tenido ideas suicidas. Ahora vuelve a desnudarse emocionalmente para contar que el confinamiento y la pandemia le han golpeado duro y que él, como tantos otros, está "luchando contra los demonios interiores más que nunca".

La ausencia de rutinas y la ansiedad añadida por la crisis global que ha causado el COVID-­19 se están cebando con los más vulnerables física y mentalmente. Y la lección de Phelps es que nos puede suceder a cualquiera de nosotros, que no hay que vivirlo como algo vergonzante, sino que es necesario pedir ayuda y que hablar sobre ello es un alivio y un paso necesario. Su testimonio es más valioso que todas sus medallas. Después de leerle, cuando me pregunten qué tal estoy, empezaré por decirme la verdad. Es un comienzo.

La desgarradora carta de Phelps

La desgarradora carta de Michael Phelps proyecta el lado más humano del deportista, desnuda las debilidades de ídolos a quienes habitualmente visualizamos con superpoderes, como héroes de Marvel, mientras coleccionan victorias y récords. El deportista más laureado en la historia de los Juegos, con 28 medallas olímpicas, ya había hecho públicos sus problemas de depresión, que desde fuera creíamos superados. “Nunca desaparece”, revela en su estremecedor relato, donde suelta frases tan impresionantes como “me siento inútil”, “me apago por completo” o “ya no quiero ser yo”. Unos pensamientos que contrastan con la imagen de invencibles que reflejan estos referentes sociales. Las enfermedades de salud mental han sido tabú en el deporte, nunca se han tratado con la naturalidad de una lesión de otro tipo, pero afortunadamente cada vez son más quienes han dado el paso para contar sus experiencias. Que uno de ellos haya sido Phelps, un icono mundial, ayuda a los demás. Andrés Iniesta, Liz Cambage, Edurne Pasaban, Álex Abrines Los ejemplos proliferan en los últimos tiempos.

La carta de Phelps ha multiplicado su impacto porque se ha producido en plena pandemia, cuando diversos estudios aseguran que los problemas mentales se han incrementado a causa del encierro y de los estragos del virus. Depresión, angustia, ansiedad… El Tiburón de Baltimore se ha sentido así “durante la mayor parte de esta cuarentena”. Igual que otros muchos ciudadanos que no saltan a la primera plana. En previsión de esta amenaza, el CSD articuló un servicio de apoyo psicológico, coordinado por una ilustre deportista, Jennifer Pareja, desde los primeros días de confinamiento, en colaboración con la AEPSAD. Una veintena de deportistas españoles han sido atendidos de forma continuada durante este periodo. Porque no son superhéroes… Y eso hace que los admiremos aún más.

La ansiedad ataca a los futbolistas por la crisis económica del COVID-19

En equipo. La Federación Internacional de Futbolistas Profesionales (FIFPro) publicó hace cinco años un estudio en el que concluyó que los futbolistas profesionales tienen un elevado riesgo de sufrir depresión por la exigencia pública que tienen. Según la encuesta, más del 35% sufría alguno de estos problemas de angustia, especialmente si habían tenido lesiones de larga duración. Pues bien, el coronavirus también ha afectado de lleno a la moral de los jugadores. Según FIFPro, se ha detectado un repunte de los casos de ansiedad desde el inicio del confinamiento, situación que ha afectado a todos los atletas, pero con mayor incidencia entre aquellos que practican deportes colectivos, como es el caso de los futbolistas.

ERTE. Los jugadores son igual de sensibles que el resto de la población a los problemas generados por el COVID-19. La salud es la gran preocupación, pero los futbolistas tampoco son inmunes a los recortes salariales, los ERTE y la inseguridad que genera la crisis. Algunos sindicatos han iniciado programas de ayuda para sus afiliados. Uno de los primeros en hacerlo ha sido el sindicato escocés de futbolistas profesionales (PFA Scotland), que ha enviado a sus afiliados una serie de recomendaciones para evitar los pensamientos negativos. "Algunos jugadores se angustian ante los problemas económicos y también por la incertidumbre sobre el futuro", reconoce Michelle Evans, responsable de bienestar del PFA Scotland.

Técnica '456'. Otros especialistas, como la doctora Claudia Reardon, de la Universidad de Wisconsin y miembro del grupo de salud del COI, tiene una receta breve para luchar contra la depresión en los deportistas de élite: comunicación, autocontrol y entrenamiento. "Los atletas luchan para conseguir objetivos, y esa mentalidad de superación es la que hay que aplicar". Paul Wylleman, catedrático de psicología en la Universidad de Bruselas, añade otros consejos para superar el confinamiento: no sobre-informarse, mantener el contacto con familiares y amigos, adaptarse al entorno y practicar el entrenamiento mental. "Una técnica que puedes usar es la 456. Cuatro veces al día, debes inhalar aire profundamente durante cinco segundos y luego exhalar durante otros seis segundos mientras relajas lentamente los hombros", recomienda Wylleman.

Kittel, la vida del retirado: «Estuve cerca de la depresión»

3 noviembre, 2019 · Archivado en Ciclismo, Deportes, Depresión, Enfermedades, Enfermedades mentales, Marcel Kittel, Medicina, Salud · Comentarios desactivados en Kittel, la vida del retirado: «Estuve cerca de la depresión» 

La clásica belga de Scheldeprijs, el 10 de abril de este año, fue la última carrera como profesional de Marcel Kittel. El destacado velocista alemán se retiró, en principio de manera provisional con 30 años, para posteriormente confirmar su retirada definitiva. Lo hace con 89 victorias como profesional, la última esta temporada en el Trofeo Palma (Baleares) y con nada y más y nada menos que 14 triunfos parciales en el Tour de Francia, a los que se añaden cuatro en el Giro y dos clasificaciones generales del Tour de Dubai.

"No sé qué tan mal se siente cuando alguien sufre depresión, pero creo que fui en esa dirección", destaca el alemán en unas declaraciones recogidas por Cycling Weekly. Este periodo tuvo su máximo apogeo en 2015, cuando el corredor lo pasó mal entre el Tour Down Under y el de Qatar, a principios de esa temporada. "Creo que en todo el mundo te ve diferente si dices que tienes dudas, entonces eres débil y no puedes mostrar debilidad. Incluso cuando vas a un psicólogo, eso a menudo se ve como una debilidad, y no es verdad", explica.

Kittel, que está a punto de ser padre, también habla de planes diversos de futuro. Insinúa que podría comenzar un negocio algún día o  convertirse en taxista por un año. "A veces juzgamos a las personas tan rápido sin conocerlas. Tal vez ese conductor acaba de ganar la lotería, pero prefiere seguir conduciendo en lugar de sentarse en una villa. ¿No es ese el premio mayor si puedes vivir con tanta confianza?". La nueva vida de Kittel.

Cambage descubre que tiene problemas psicológicos: «No puedes respirar, moverte…»

11 agosto, 2019 · Archivado en Baloncesto, Competiciones, Deportes, Enfermedades, Enfermedades mentales, Medicina, Salud, WNBA · Comentarios desactivados en Cambage descubre que tiene problemas psicológicos: «No puedes respirar, moverte…» 

Elisabeth Cambage, una de las mejores jugadoras de baloncesto del mundo, ha descubierto sus problemas psicológicos en una carta en The Players Tribune, el medio estadounidense donde los deportistas escriben sus propios artículos. La jugadora australiana, bien conocida por la afición española después de meter la mitad de los puntos de su selección en la victoria ante España en las semifinales del Mundial del año pasado, lo ha hecho a raíz de los acontecimientos que ha protagonizado esta semana.

Con la WNBA en disputa, Cambage ha sido baja en los dos últimos partidos de Las Vegas Aces. La razón que dio el equipo fue por "DNP - rest", algo así como que le están tratando y necesita descanso. Cambage ha titulado su carta "DNP - Mental Health", refiriéndose al problema real por el que no ha disputado esos partidos: la saluda mental:

"Mi salud mental ha influido negativamente en mi capacidad para hacer bien mi trabajo. Primero, el sábado contra las Wings, y luego nuevamente el lunes contra las Mystics. Tomé un 'DNP-Rest'... Pero esta es la verdad de lo que se debería haber dicho: 'DNP-Mental health'. Así que ahí estaba: lejos de mi equipo y lejos del baloncesto, para concentrarme en hacer las cosas bien. Comenzar la medicación de nuevo significa básicamente estar en cama durante 18 horas al día. Significa sentirse pesada y cansada. Y significa ajustarse a una nueva normalidad que requiere, en su mayor parte, descansar. Descansar mucho. Es como recuperarse de una lesión como cualquier otra".

Cambage cambió Dallas por Las Vegas en pretemporada porque según explica ahora, necesitaba "estar más cerca de su familia", que viven en la Costa Oeste, "para controlar mejor" sus recaídas. En el equipo texano hizo la mejor temporada de su carrera, destrozó el récord anotador en un partido de la WNBA (53 puntos) y acabó segunda en las votaciones por el MVP de la temporada. Pero el despido de su entrenador, Fred Williams, fue decisivo para ella:

"Seguía jugando en Dallas por mi entrenador, pero una vez que Fred fue despedido supe que mi apoyo allí había desaparecido. Y que la única forma en que podría permanecer en la Liga sería si viviese cerca de mi familia en la Costa Oeste. El cambio fue sólo por razones personales. Simplemente necesitaba estar en una ciudad que estuviera más cerca de casa, donde pudiera hacer más cosas y simplemente jugar baloncesto".

También confirma que estos problemas los ha tenido toda su vida e intenta explicar al inicio del texto lo que significa tener depresión, para que quien no lo haya sufrido pueda hacerse una idea de lo que se siente:

"Piensa en un día soleado en la playa. Te estás relajando, estás nadando con tus amigos. Un momento después, sin ni siquiera darte cuenta, la corriente te ha estado arrastrando lentamente hacia el océano. Ahora el agua se hace más y más profunda y todos tus amigos han desaparecido. Ya no está soleado, y no puedes moverte, y no puedes respirar... Hasta que de repente estás tu sola, bajo estas enormes y oscuras olas... Y te ahogas. Es lo más cerca que puedo llegar a describir cómo es cuando estoy deprimida".

Por último tuvo palabras sobre la medida que ha tomado esta semana la NBA, con la que será obligatoria que las franquicias tengan psicólogos en su staff, especialistas en salud mental para tratar dolencias como las que sufre ella misma. Cambage lo celebra, pero no del todo, ya que en la WNBA no han aplicado esta medida

"Algo en lo que he estado pensando mucho esta semana es la nueva regla de la NBA, que dice que cada equipo debe tener un profesional de salud mental en el personal. He visto a muchas personas alabar a la Liga por esta regla y por ser tan avanzados con respecto a la salud mental en general. Y yo soy una de esas personas. Creo que es importante lo que están haciendo, y seguramente ayudará a sus jugadores. Se merecen un montón de crédito por ello. Pero al mismo tiempo no voy a mentir. Me decepciona que elogiemos a alguien por esos avances cuando al mismo tiempo se excluyen a tantas mujeres. Lo que quiero decir es: ¿no se merece la WNBA este mismo programa? Y voy más allá. ¿No es la atención médica mental algo elemental? ¿No es una de esas cosas en las que deberíamos decidir que todas las personas necesitan acceso a ella y ver cómo aplicarlo? Cada escuela, cada lugar de trabajo, cada programa deportivo, simplemente todos. Todos deberían tener un profesional de salud mental. ¡Es un doctor! ¿Entiendes lo que quiero decir? Es literalmente un fisio para tu cerebroEstá tratando a alguien como a un ser humano".