Semifinales sin el Madrid ni el Barça

La caída del Madrid y el Barça de la Copa ha enfriado el entusiasmo de algunos con la nueva fórmula. O no tan nueva: ya se utilizó a principio de siglo, por Villar, durante algunos años hasta que se desechó. A ello contribuyó que un año llegaran a la final, con todo el mérito, Mallorca y Recreativo. Final que se jugó en Elche. Parecía que la Copa perdía demasiado ‘glamour’ con el sistema y de ahí que, con presión televisiva, se descartara hasta que Rubiales la recuperó. A mí me sigue gustando, aun sin Madrid y Barça, y me sumo a los argumentos que expuso en este mismo periódico Áxel Torres. Este modelo derrocha emociones.

En cuanto al Madrid y el Barça, cayeron por razones distintas. El Barça no lo mereció, simplemente eso. Perdió un partido que manejó mejor, por un gol de muy última hora. Le contrarió, porque se ha aficionado a esta competición y hubiera tenido un camino fácil hacia el título. En el Madrid, por jugar en casa, Zidane se confió demasiado. Una alineación así no la sacaría en LaLiga salvo necesidad por partido dramático de Champions a la vuelta de tres días. No quería tirar la Copa, seguro, pero puso menos carne en el asador, según uso histórico del club, que a esta competición siempre dedicó menos desvelos que a las otras dos.

Pero encabezan LaLiga, como suelen, así que los árabes pueden estar tranquilos con su Supercopa. También faltan Atlético, Sevilla y Valencia, pero los que están no merecen ningún desprecio y representan lo que este modelo de Copa propone: abrir el fútbol a la sorpresa, tanto más necesaria ahora que LaLiga ha caído en la monotonía escocesa de o el Madrid o el Barça. De los cuatro que quedan, Athletic, Granada, Real Sociedad y Mirandés, saldrá una buena final y un campeón que hoy ya no podría serlo de LaLiga, pero que encarnará la ilusión de todos de poder ganar un gran título nacional, ahora que el otro se ha quedado para dos.

El Elche quiere al Athletic para celebrar los 50 años de la Copa en el Festa

13 junio, 2019 · Archivado en Amistosos fútbol, Athletic, Competiciones, Comunidad Valenciana, Deportes, Elche, Elche CF, Equipos, España, Futbol, Partidos amistosos, Pretemporada, Provincia Alicante · Comentarios desactivados en El Elche quiere al Athletic para celebrar los 50 años de la Copa en el Festa 

Este sábado se cumplen 50 años de la final de Copa que enfrentó a Elche y Athletic Club de Bilbao en el Santiago Bernabéu. Una fecha muy señalada en tierras ilicitanas porque aquel día se disputó el encuentro más importante de la historia franjiverde. El equipo presidido por José Esquitino perdió por la mínima (1-0), aunque la afición recibió como héroes a los de Máspoli: Araquistain, Ballester, Iborra, González, Llompart, Lezcano, Canós, Asensi, Vavá, Emilín, Curro, Blas…

Medio siglo después, el Elche quiere rememorar aquel día y para ello ha solicitado al Athletic Club que sea el rival en la edición del Trofeo Festa d’Elx, que este verano también llegará al medio centenario. El presidente ilicitano, Diego García, ha trasladado esta petición al máximo mandatario rojiblanco, Aitor Elizegi. En Bilbao, el viernes, tendrá lugar una comida entre los supervivientes de aquel Athletic y como representante del Elche estará Asensi. Los dos presidentes se vieron el lunes en Madrid, con motivo de la Asamblea de la RFEF y del partido internacional entre España y Suecia. Elizegi contestará en breve y en el Martínez Valero esperan el apoyo de uno de los grandes de LaLiga en este señalado momento de la historia futbolística de la ciudad de las palmeras.

La intención es que el duelo se dispute entre el 5 y el 11 de agosto, coincidiendo con las fiestas patronales de Elche, y se ha dado libertad al Athletic Club para que seleccione el día que mejor se adapte a su calendario, a pocos días de que arranque la competición en Primera y Segunda. Las fechas de la pretemporada de Gaizka Garitano son el principal escollo, después de la concentración en Austria y Alemania, aunque el Elche espera que se pueda recordar, como se merece, aquel encuentro que fue un ejemplo para todo el fútbol español, con dos aficiones ejemplares y dos equipos comprometidos con sus colores.

El Elche aprovecharía para reunir a los veteranos de ambos equipos en una comida de hermandad y completaría la fiesta con un partido entre los dos equipos femeninos, que al igual que los masculinos, están en Primera y Segunda. La ocasión lo merece.