Vinicius tiene un plan

3 abril, 2020 · Archivado en Deportes, Dupont, Equipos, Futbol, Real Madrid, Vinícius Júnior · Comentarios desactivados en Vinicius tiene un plan 

Vinicius trabaja durante el confinamiento sin descanso. Y no es sólo un decir, porque el brasileño se está ejercitando en doble sesión, por las mañanas y por las tardes, los siete días de la semana. Le acompaña Thiago Lobo, su fisioterapeuta personal, y también sus inseparables Wesley Menezes y Luiz Filipe Menegate, que viven con él.

El coronavirus ha cambiado las rutinas de todos, también de los futbolistas del Real Madrid, y eso exige una adaptación. A Vinicius el parón le vino especialmente mal por encontrarse en un gran momento, acercándose a su mejor versión como madridista. Y en su cabeza sólo está que cuando regrese la competición su físico sea el de antes, controlar ese factor tan importante y que está en su mano.

En total, Vinicius invierte un mínimo de tres horas y media diarias a mantener y potenciar la forma. Con Thiago Lobo conserva el mismo plan que ya tenía, esas horas extra que completaba después de pasar por Valdebebas y que siempre ha consensuado con el club. A ello le ha sumado ahora los deberes de Dupont, el preparador físico fichado por Zidane en verano y que ha pasado de 'señalado' a clave en esta difícil situación.

A Vinicius, del que dicen en el Madrid y quienes le conocen que se entrena con una sonrisa, con balón y sin balón, no le falta de nada. Pronto le asesoraron de la conveniencia de instalar un gimnasio en su propia casa, y a esas máquinas le dedica mucho tiempo. Además, tiene material para el resto de ejercicios, como los circuitos que monta en el jardín.

No pierden detalle de sus quehaceres sus amigos, que participan en ellos por petición propia o por necesidad, cuando lo requiere una actidad concreta. Y Wesley Menezes aprovecha: se está formando como fotógrafo y no duda en sacar la cámara y disparar. Suyas son fotografías como la que ilustra este texto.

Dupont, esto es inadmisible

28 agosto, 2019 · Archivado en Deportes, Dupont, Equipos, Futbol, Isco, Real Madrid, Zinedine Zidane · Comentarios desactivados en Dupont, esto es inadmisible 

Se llama Grégory Dupont. Un apellido que nos recuerda a una marca de mecheros, aunque también a un investigador con gabardina en un episodio de La Pantera Rosa. Pero la broma deja de serlo cuando valoramos que el tal Dupont llegó este verano al Real Madrid con la etiqueta de ‘galáctico’ de la preparación física. En España todavía tenemos esa pulsión cargada de prejuicios al creer que siempre lo mejor está lejos de nuestras fronteras. Los mejores coches, los mejores relojes, los mejores trenes… Y los mejores preparadores físicos. Pues no. En España tenemos los mejores hoteles que yo haya conocido, los trenes del AVE son los más veloces y seguros que hay en el planeta, nuestra gastronomía es insuperable y, también, tenemos expertos en la preparación física que no tienen que envidiar nada a nadie. A Dupont lo recomendó Zidane y está en su derecho. Llegó con la vitola de campeón del Mundo con Francia en Rusia (2018). Allí vimos una Francia poderosa, física y futbolísticamente, y ganaron el título.

Pero el Madrid es otra cosa. El tal Dupont debería saber que el Madrid es casi un bien de Estado y que es tan importante o más que su selección en un Mundial. Además, cuando trabajas con un equipo nacional recibes a los jugadores cada tres meses y haces más recuperación que otra cosa. En un club de las exigencias infinitas del Madrid el trabajo es día a día, sin tregua, en la búsqueda de esa perfección física que acompañe el talento innato que ya llevan los jugadores en su mochila. Por eso, la lesión de Isco, la séptima muscular sufrida por los blancos en lo que va de verano, obliga a exigirle responsabilidades a Dupont. O su método científico es el del profesor Bacterio (el de los cómics de Zipi y Zape) o no ha tenido la información necesaria de sus jugadores para saber individualizar los trabajos de cada uno para evitar que se rompan un día sí y otro también. Si en una orquesta desafina el violinista, da igual lo bien que suene el clarinete o el piano. Una pieza mal engrasada deja un Ferrari en boxes por mucho trabajo que lleve el coche en el resto de elementos. Dupont, míratelo. Frena esta sangría de una vez. La fama se demuestra con hechos, no con el currículo gestado a varios miles de kilómetros del Bernabéu…