El gran salto de Roglic

Si miramos a nuestro entorno, seguro que la mayoría tenemos algún amigo que se maneja con destreza en varios deportes: corre, nada, juega al tenis, esquía, monta en bici… Quizá domina unos mejor que otros, pero en todos destaca. Si extrapolamos eso a un campeón, pónganle el nombre que quieran, también habrán escuchado aquella frase de: “Nadal, porque se ha dedicado al tenis, pero lo habría hecho bien en cualquier otro deporte”. El mejor ejemplo lo estamos viviendo estos días en el Giro de Italia, donde luce la maglia rosa el esloveno Primoz Roglic, que en su juventud fue saltador de esquí de cierta categoría y hasta se proclamó campeón mundial júnior por equipos en 2007. Una tremenda caída le metió el susto en el cuerpo y dejó de saltar… Aunque su gran salto, en realidad, fue pasarse al ciclismo a los 21 años.

Roglic es ese talentoso amigo polideportivo con mentalidad ganadora, espíritu competitivo, excelencias físicas… Un conglomerado de virtudes comunes en estos portentos, que en su caso le han convertido en mejor ciclista que esquiador. A eso hay que añadir que unos deportes tienen transferencias positivas para otros. Otro ejemplo del día es Marta Marrero, la número uno del pádel, que viene del tenis, donde fue la 47ª. Los saltos y el ciclismo, dos disciplinas dispares, comparten velocidad y equilibrio. Roglic, que cumplirá 30 años en octubre, progresa a una edad atípica porque es un ciclista tardío. A este Giro ha llegado en un momento dulce, con pleno de victorias en sus rondas de 2019: UAE, Tirreno-Adriático y Romandía. Aunque todavía hay que ver si le durará la mecha para mantener el nivel … Y dar el gran salto.

Queralt Castellet: “Lucho por expresar en el snow lo que soy”

26 marzo, 2019 · Archivado en Deporte extremo, Deporte riesgo, Deportes, Deportes invierno, Queralt Castellet, Snowboard · Comentarios desactivados en Queralt Castellet: “Lucho por expresar en el snow lo que soy” 

Subcampeona en los Winter X Games de EE UU y segunda en la Copa del Mundo con un triunfo en Calgary, Queralt Castellet (Sabadell, 29 años) atendió a As en el acto de presentación de la campaña #GirlsEverywhere, que Evax y la Fundación Inspiring Girls han puesto en marcha para aumentar la visibilidad de modelos y roles femeninos en diferentes áreas profesionales, y de la que es embajadora. En el Teatro Cofidis de la madrileña calle Alcalá, fuera de su hábitat y con un elegante vestido marrón de una pieza, habló de las claves deportivas y personales de su éxito.

Acaba de terminar una temporada fantástica para usted, ¿qué valoración hace?

Estoy súper contenta. La pasada ya fue para mí la mejor y este año me he superado, lo que me supone una gran motivación.

¿A qué se debe su éxito, a la regularidad, a cosas que ha probado, a la mejoría técnica…?

Es fruto del trabajo de estos tres últimos años con mi entrenador, Benjamin Bright. La clave ha sido mejorar técnicamente, pero también enfocar el snowboard de manera más general, no sólo en el half pipe, sino en todas las disciplinas, conociendo la montaña y a mí misma en ella encima de la tabla. Eso me ha hecho mejor snowboarder. Tuve que corregir vicios que tenía y fue un proceso lento y un poco frustrante, porque parecía que iba para atrás. Pero este año pasado vi que funcionaba y que me encontraba muy cómoda en la nieve y en competición.

¿Ese proceso fue idea suya o de su entrenador?

De Ben, yo no quería cambiar, quería seguir haciendo lo mismo porque pensaba que iba bien, y cuando me cogió me dijo, ‘tienes que empezar de nuevo’. Yo le contesté, ‘pero cómo, si estoy muy bien’… ‘No, tenemos que cambiar de perspectiva’. A veces cuesta tomar esas decisiones. Fue un reset beneficioso, que me dio un nuevo comienzo, una nueva etapa deportiva.

¿La veteranía y la madurez también le han aportado algo?

Sí, la experiencia es buena. Se aprende mucho de todo, en el deporte y en la vida.

Hablando de su vida, ¿por qué decidió hacer ese documental tan personal en el que habla de experiencias duras? (Su novio y entrenador, Ben Jolly, falleció en 2015 con tumores cerebrales).

En este deporte, que se sigue y se conoce poco, todo lo personal se lleva a la nieve. Yo lucho para ser una snowboarder que expresa todo lo que soy, mi carácter y mi estilo. Era importante explicar mi situación para poder seguir con mi carrera. Quería que mi imagen fuera la correcta.

Le da mucha importancia a la espiritualidad, ¿en qué medida le ayuda en el snow?

Para mí es muy importante conocerme de manera integral, con meditación y cualquier actividad que me ayude, para poder conllevar cualquier cosa. Hay que tener la mente clara para poder reaccionar y tomar decisiones adecuadas con un riesgo muy alto. No se puede dudar, hay que estar siempre en paz.

¿Es común en su deporte?

Sí, porque no podemos permitirnos no estar en un estado óptimo de tranquilidad y comodidad. Hay que improvisar para salvar situaciones.

¿Cómo gestiona el miedo?

Las dudas llegan antes de caerte, algo que es fácil que ocurra. Lo ves y piensas que te puede pasar a ti. Hay que respirar y concentrarte en tu estado mental. Aprender a respirar me ayudó a vencer estos momentos.

¿Qué cosas más banales le gusta hacer para relajarse?

Mi deporte me permite desenvolver mi creatividad y en casa me gusta pintar, más de lo mismo pero sin esfuerzo físico.

Habla de casa, pero su vida es de nómada, ¿cómo lo lleva?

Es el único punto negativo o la parte más difícil de mi vida, que veo muy poco a mi familia. Tengo la suerte de que me apoyan al 100% y quieren que siga con mi carrera. Eso hace que esté en paz, pero me cuesta.

¿Qué va a hacer ahora?

Es el momento de aprovechar que la nieve se ablanda en primavera y empezar a probar nuevos trucos. Es una parte de la temporada que el año pasado me salte por lesión y que no pude aprovechar. Va a ser muy beneficioso para mí, porque podré empezar en invierno con nuevos elementos que este año no pude probar. Tiré con lo que ya tenía de la anterior pretemporada y los resultados salieron porque tocaba. Tengo muchas ganas de incluir cosas nuevas en mi snowboarding.

Kobayashi se asegura la Copa del Mundo con un quinto puesto

10 marzo, 2019 · Archivado en Deportes, Deportes invierno, Esquí, Federaciones deportivas, FIS, Organizaciones deportivas, Saltos esquí · Comentarios desactivados en Kobayashi se asegura la Copa del Mundo con un quinto puesto 

El japonés Ryoyu Kobayashi se aseguró matemáticamente, a falta de cinco pruebas para el final, la victoria en la Copa del Mundo de saltos de trampolín de esquí nórdico al acabar quinto este domingo la prueba disputada en el Holmenkollen, en las afueras de Oslo, que ganó ante su afición el noruego Robert Johansson.

El joven Kobayashi, de 22 años, que a principios de año ganó el prestigioso Cuatro Trampolines -con pleno de triunfos en las cuatro rampas-, lidera la general con 1.665 puntos, 500 más que el polaco Kamil Stoch, a falta de cinco pruebas para el final del certamen; que se anotó matemáticamente este domingo. Kobayashi ha ganado once pruebas en lo que va de temporada, frente a las dos que lleva el saltador de Zakopane, al que sucedió el nipón en el historial.

Johansson ganó la prueba ante su público con dos saltos de 127 y 129 metros y medio, con los que sumó un total de 262 puntos, 1,7 más que el austriaco Stefan Kraft, en una prueba en la que el esloveno Peter Prevc fue tercero, con 252,8 puntos. Kobayashi saltó 127 y 126 metros y acabó quinto, con 250,1 puntos, a una décima del austriaco Philipp Aschenwald, que acabó cuarto este domingo en el Holmenkollen.

Clasificación final de la prueba de Oslo:

.1. Robert Johansson (NOR) 127+129,5 metros 262,0 puntos

.2. Stefan Kraft (AUT) 134+126 258,3

.3. Peter Prevc (SLO) 125,5+129 252,8

.4. Philipp Aschenwald (AUT) 250,2

.5. Ryoyu Kobayashi (JPN) 250,1

.6. Domen Prevc (SLO) 245,7

.7. Roman Koudelka (CZE) 244,8

.8. Yukiya Sato (JPN) 244,4

.9. Johann Andre Forfang (NOR) 241,4

10. Markus Eisenbichler (GER) 237,8

- Clasificación general de la Copa del Mundo:

.1. Ryoyu Kobayashi (JPN) 1.665 puntos

.2. Kamil Stoch (POL) 1.165

.3. Stefan Kraft (AUT) 1.097

.4. Piotr Zyla (POL) 968

.5. Dawid Kubacki (POL) 841

.6. Robert Johansson (NOR) 807

.7. Johann Andre Forfang (NOR) 702

.8. Markus Eisenbichler (GER) 687

.9. Timi Zajc (SLO) 682

10. Karl Geiger (GER) 648

Baqueira, lista para la Copa del Mundo con Regino y Eguibar

La pista 'Boardercross' del Blanhiblar, en Baqueira Beret, será sede este viernes del retorno a pistas españolas de la Copa del Mundo de snowboardcross. Una competición que ya desembarcó en el Valle de Arán en 2016 y vuelve ahora gracias a los esfuerzos de la RFEDI, el CSD, la Diputación de Lérida y otros estamentos. 

Y lo hace con patrocinador potente, Movistar, y con un cartel en el que destacan dos nombres: Lucas Eguibar y Regino Hernández. Los dos riders españoles, plata mundial en 2017 el primero y bronce olímpico en 2018 el segundo, serán los protagonistas de una cita que ocupará el viernes y el sábado en la estación de la Val d'Aran y Valls d'Aneu. El primer día se dedicará a las clasificatorias y el segundo a las finales. 

“Ya hemos competido en Baqueira Beret en Copa del Mundo y fue uno de los mejores circuitos que ha habido nunca, así que estamos con muchas ganas de poder demostrar de lo que somos capaces, tanto yo como Lucas Eguibar”, afirma Regino Hernández, que cree que el trazado les beneficia a él y a Eguibar: "La salida, que es muy técnica, nos favorece mucho a Lucas y a mí. Hay zonas en las que prima el deslizamiento con la tabla plana. Es un circuito muy divertido y en el que voy a ir a muerte para las clasificatorias de mañana".

Por su parte Eguibar afirma que llega en buen momento: “Estoy compitiendo muy bien y me encuentro realmente bien físicamente, estoy en la línea correcta. El circuito es muy parecido al de la otra vez, así que con muchas ganas”. El vasco viene de disputar este febrero los Mundiales de la disciplina en Park City, Utah, en los que fue cuarto, y quedó séptimo en la última prueba de la Copa del Mundo, disputada en Fedlberg el 9 de febrero. 

El circuito, muy técnico, contará con saltos, dubbies y peraltes a lo largo de 1 km de longitud. La carrera tendrá un desnivel de 115 m entre las cotas 1.857 de salida y la 1.972 de llegada. Obstáculos que pondrán a prueba a los mejores del mundo, entre ellos el alemán Martin Noerl, líder de la general de la Copa del Mundo, y los italianos Emanuel Perathoner y Omar Visintin, los siguientes en la clasificación. Lucas Eguibar es ahora mismo 16º y Regino Hernández, 38º.

Baqueira, lista para la Copa del Mundo con Regino y Eguibar

La pista 'Boardercross' del Blanhiblar, en Baqueira Beret, será sede este viernes del retorno a pistas españolas de la Copa del Mundo de snowboardcross. Una competición que ya desembarcó en el Valle de Arán en 2016 y vuelve ahora gracias a los esfuerzos de la RFEDI, el CSD, la Diputación de Lérida y otros estamentos. 

Y lo hace con patrocinador potente, Movistar, y con un cartel en el que destacan dos nombres: Lucas Eguibar y Regino Hernández. Los dos riders españoles, plata mundial en 2017 el primero y bronce olímpico en 2018 el segundo, serán los protagonistas de una cita que ocupará el viernes y el sábado en la estación de la Val d'Aran y Valls d'Aneu. El primer día se dedicará a las clasificatorias y el segundo a las finales. 

“Ya hemos competido en Baqueira Beret en Copa del Mundo y fue uno de los mejores circuitos que ha habido nunca, así que estamos con muchas ganas de poder demostrar de lo que somos capaces, tanto yo como Lucas Eguibar”, afirma Regino Hernández, que cree que el trazado les beneficia a él y a Eguibar: "La salida, que es muy técnica, nos favorece mucho a Lucas y a mí. Hay zonas en las que prima el deslizamiento con la tabla plana. Es un circuito muy divertido y en el que voy a ir a muerte para las clasificatorias de mañana".

Por su parte Eguibar afirma que llega en buen momento: “Estoy compitiendo muy bien y me encuentro realmente bien físicamente, estoy en la línea correcta. El circuito es muy parecido al de la otra vez, así que con muchas ganas”. El vasco viene de disputar este febrero los Mundiales de la disciplina en Park City, Utah, en los que fue cuarto, y quedó séptimo en la última prueba de la Copa del Mundo, disputada en Fedlberg el 9 de febrero. 

El circuito, muy técnico, contará con saltos, dubbies y peraltes a lo largo de 1 km de longitud. La carrera tendrá un desnivel de 115 m entre las cotas 1.857 de salida y la 1.972 de llegada. Obstáculos que pondrán a prueba a los mejores del mundo, entre ellos el alemán Martin Noerl, líder de la general de la Copa del Mundo, y los italianos Emanuel Perathoner y Omar Visintin, los siguientes en la clasificación. Lucas Eguibar es ahora mismo 16º y Regino Hernández, 38º.

Página Siguiente »