Oficial: no habrá Clásico de verano en Estados Unidos

10 abril, 2020 · Archivado en Amistosos fútbol, Clásicos fútbol, Competiciones, Deportes, Equipos, FC Barcelona, Futbol, International Champions Cup, Partidos amistosos, Partidos fútbol, Real Madrid · Comentarios desactivados en Oficial: no habrá Clásico de verano en Estados Unidos 

Otro torneo ha sucumbido ante la crisis del Coronavirus. En este caso un evento de carácter amistoso, pero que cada verano venía cobrando más fuerza y reuniendo a los mejores equipos del planeta, la International Champions Cup organizada por el grupo Relevent Sports.

Así lo ha anunciado la organización del torneo a través de su cuenta de Twitter, en la queaduce la incompatibilidad de disputar sus partidos con el hecho de que, probablemente, los diferentes campeonatos nacionales utilizarán las fechas de verano para terminar sus competiciones.

Uno de los partidos estrella de la ICC de este año podía ser un nuevo Clásico en tierras estadounidenses (el primero fue en Miami en 2017) entre Real Madrid en Barcelona. El partido aún no estaba confirmado pero sí se habían comenzado las negociaciones y el escenario iba a ser Las Vegas.

Ya en febrero, cuando el azote del coronavirus se disparó en China, obligó a Relevent Sports a cancelar la parte del torneo que se iba a jugar en Singapur. Ahora llega la confirmación de la cancelación de toda la competición, justo en el peor momento de la crisis en Estados Unidos, con Nueva York como gran foco de la infección en el país norteamericano.

"La salud de jugadores, técnicos, aficionados y todos los que están involucrados es siempre lo primero. La falta de claridad sobre hasta cuándo será necesaria la distancia social, sobre cuándo se levantarán las restricciones y sobre el calendario internacional del fútbol, con la posibilidad de que las ligas europeas se jueguen en agosto, significa que disputar la International Champions Cup este verano es inviable", asegura el comunicado, que cita ya a aficionados y equipos para el evento del próximo año: "Esperamos traer volver a traer los clubes más incónicos y los mejores partidos a Estados Unidos y Asia de nuevo en 2021".

Esta cancelación supone un nuevo revés económico para Madrid y Barça ya que implica que  dejen de percibir más de 15 millones de euros, según las estimaciones de la entidad. Ambos se encuentran en el selecto grupo que cobra el mayor caché en la ICC (junto al Manchester United y Bayern, y se les quiere unir el Liverpool) con 3M€ netos por amistoso, más bonus en función de la entidad del rival. Una cifra que se multiplicó por tres en el Clásico de Miami (9M€) y que se había puesto como base para negociar la minuta para cada club en el Clásico de Las Vegas....

En cambio sí se mantiene, al menos por el momento, la disputa del torneo femenino y el de promesas, así como otros programas de Relevent Sports en Norteamérica.

Sin Clásico en Las Vegas

18 marzo, 2020 · Archivado en Amistosos fútbol, Clásicos fútbol, Estados Unidos, FC Barcelona, International Champions Cup, Las Vegas, Nevada, Real Madrid · Comentarios desactivados en Sin Clásico en Las Vegas 

La crisis del coronavirus se expande y el tsunami arrastra consigo los eventos deportivos a lo largo y ancho del planeta. Otro más que se une a la lista en serio peligro es la International Champions Cup en EE UU, que cada verano se convierte en ensayos de pretemporada y una generosa fuente de ingresos para el Real Madrid. Para este 2020 había, además, premio gordo: un Clásico contra el Barcelona en Las Vegas.

Un proyecto que desveló en febrero el Washington Post en el que el club blanco y el Barcelona han seguido negociando con Relevent Sports, la empresa que organiza el torneo. El plan era celebrar el segundo Clásico en suelo estadounidense, tras el de Miami en 2017. Serviría, como si fuera una botella de champagne, para botar el nuevo estadio de la Ciudad del Pecado. El Allegiant Stadium es la próxima maravilla de Las Vegas (ha costado 1.750M€) y acogerá desde este año a los Raiders, la franquicia de la NFL que se acaba de mudar allí.

Pero este nuevo Clásico recibió hace cuatro semanas un primer mazazo, cuando el azote del coronavirus se disparó en China y obligó a Relevent Sports a cancelar la parte del torneo que se iba a jugar en Singapur... Ahora, la suspensión de momento temporal de las grandes Ligas constriñe al máximo el calendario. A eso hay que sumar que Estados Unidos se está cerrando por la pandemia, sus competiciones también (la NBA) y por ejemplo un macroevento como el próximo draft de la NFL, precisamente en Las Vegas, se celebrará a puerta cerrada el 23 de abril.

La organización, con todo, se resiste a dar por cancelada la ICC de 2020 en su versión estadounidense. “Seguimos planeando la edición de 2020 y nos estamos ajustando a los nuevos calendarios del fútbol”, explica a AS un alto responsable de Relevent Sports, “tenemos que monitorizar la situación pero hay que entender que está cambiando muy rápidamente”. “En todo caso, la seguridad y la salud serán nuestras prioridades”, concluye.

Un trastorno económico...

La pretemporada del Real Madrid se ve, pase lo que pase, comprometida. Está sobre la mesa realizar el stage en Valdebebas, con presencia muy limitada fuera (previsiblemente sólo en España) con amistosos. Quedarse sin gira supondría un revés económico para el Madrid. Está en el selecto grupo que cobra el mayor caché en la ICC (junto al Barça, Manchester United y Bayern, y se les quiere unir el Liverpool) con 3M€ netos por amistoso, más bonus en función de la entidad del rival. Una cifra que se multiplicó por tres en el Clásico de Miami (9M€) y que se había puesto como base para negociar la minuta para cada club en este Clásico de Las Vegas. En total, en el verano de 2019 el Madrid facturó 12M€ netos por su gira estadounidense. Una mina de oro que se tambalea.

 

La música de Vinicius

Lavar los defectos. En esos 45 minutos en que el equipo blanco lavó sus defectos sonó una música bien afinada, la de Vinicius. Dotado con una capacidad de ritmo que iguala la de su paisano y tocayo más ilustre, Vinicius de Morais, venció al Barça, lo partió por la mitad. Mariano vino en auxilio y remató a los azulgrana, que reaccionaron como juveniles sin ganas ante el más juvenil de los jugadores de LaLiga. En una semana el Barça pasó de ser el heredero espiritual del Guardiola que venció a Zinedine Zidane a convertirse en un equipo de inteligencia demediada, pobre de recursos, ajeno a la alegría con la que hay que inventarse el juego de la delantera.

El salvavidas. El gol del joven salvavidas del Madrid convirtió en una caricatura la defensa azulgrana. Y las caras se fueron agriando a medida que parecía imposible remontar la montaña que terminó siendo ese tanto que ahora hace del Madrid el equipo de moda, en una semana en que parecía, como decía su entrenador, que todo era materia delicada. Una victoria ante el Barça significa para el equipo blanco una sólida reivindicación, con la que ya puede afrontar ilusiones que parecían imposibles de asumir. El Barça, por su parte, ha tirado por la borda ciertos síntomas de salud sobrevenida a raíz de las defectuosas energías madridistas de las últimas semanas.

El gol milagroso. Lo que este joven brasileño logró, y no sólo cuando marcó este gol milagroso, fue poner de manifiesto las carencias defensivas de las que dispone Setién. En la primera parte, mientras el equipo utilizó sobre todo a la delantera, Ter Stegen se bastó con algunas heroicidades, pero, cuando vino el vendaval de este precoz músico del balón, hasta Piqué (coautor involuntario del tanto) tuvo que huir de la vergüenza que fue el área azulgrana. La primera parte fue una promesa que desperdiciaron sucesivamente los supuestos goleadores: Messi y Griezmann. Combinó bien el Barça, buscó el área contraria, logró sobresaltar a Courtois y saltó la baranda del área rival tantas veces como quiso. Dijo Antonio Romero en el tramo final del partido, y ahí rivalizó con Jordi Martí, que fue un partido mediocre del Barça. Probablemente, pero en ese periodo primero mostró modos antiguos.

Viento huracanado. El viento huracanado del Madrid en la segunda parte no hubiera sido nada más que huracán. Mi nieto madridista me había dicho que el partido terminaría así, 2-0, y a mí me pareció que tenía que competir con él y dije el resultado inverso. Acaso la primera parte me hizo abrigar la ilusión de sobresaltar a mi nieto, pero fue él quien me sobresaltó a mí. El resultado del marcador es una lección del Real Madrid. Jugó mejor, tuvo más fe en el gol e hizo que al final todos jugaran con un instrumento que no tuvo a su disposición el Barcelona.

Desolación. La desolación final es, en las caras de Messi y de los suyos (de los nuestros, en fin) el reverso de la medalla de la alegría que exhibió el muy bien instruido conjunto de Zidane. Escuché reír con ganas a Roncero, desde los micrófonos de Carrusel, cuando Mariano marcó. Lo comprendo perfectamente, igual que entendí la euforia de aficionados como mi nieto cuando Vinicius interpretó, como un músico sin miedo, las jugadas que lo llevaron finalmente a su gol. Perder forma parte de la trama, y felicitar al contrario es una obligación.

Clásicos como nosotros

1 marzo, 2020 · Archivado en Clásicos fútbol, Competiciones, Deportes, Equipos, FC Barcelona, Futbol, La Liga, Liga Santander, Ligas fútbol, Organizaciones deportivas, Partidos fútbol, Primera División, Real Madrid · Comentarios desactivados en Clásicos como nosotros 

De aquellos tiempos de derbis sin denominación de origen en los que el Madrid-Barça se llamaba de cualquier manera, me quedo con un amigo que vivía la rivalidad hasta el extremo de revisar a diario las cotizaciones de la bolsa. Bilbao y Valencia le importaban un comino, pero si la de Madrid marcaba un alza del +0,1% y la de Barcelona caía -0,1% en los telediarios de los 80, aquel chaval podía pasarse la noche entera tirando paredes con Cunningham o haciendo yoga con El Buitre en sueños. Salíamos a derbi por día laborable, y sin Estudio estadio. Un alivio.

Luego llegaron los 90, y los fastos del año de gracia de 1992 nos dejaron ecos del peligroso forofo del rotulador. No hubo pegatina, póster, cartelón o marquesina que bajo el logo de Barcelona 92 no tuviese su pintada ad hoc. Llegué a ver su impronta incluso en la A-2 camino del Mediterráneo, la señal marcaba 'Barcelona 92' (Km) y aquel listo puso debajo 'Madrid 93'. Difícil llamarle Clásico a eso.

Estos días, más zafio todo, menos sutil, tuve que aguantar el comentario de barra de bar tuitero sobre donde fue el primer contagio del Coronavirus. Igual fue en Barcelona, pero ya no recuerdo si celebraron gol a favor o en contra. Ponga un Clásico en su vida a cualquier precio, una deriva peligrosa. Por eso hay que superar ya esta denominación argentinizante, a punto ya de pasar a la categoría marvelita de Superclásico, en esta etapa en que el Barça dominaba en el Bernabéu, y el Real jugaba mejor en el Camp Nou.

La magistratura se nos fue por el desagüe con el triunfo a toque de corneta de los blancos. Vinicius, Valverde, Mariano… Vientos de cambio. Y que cada uno se lo monte a su manera. Rebauticemos los Madrid-Barça. En lugar de El Clásico, yo propongo El Moderno: con retranca, como uno de esos cafés castizos con mesas de mármol, sillas de madera, cartel de "Hay caldo" y periódicos en papel, donde uno busca lo de siempre y acaba encontrándolo. Donde lo importante eres tú y no lo que pase alrededor. Clásicos somos todos y jugamos cuando nos da la gana.

Bale no salió en la foto

1 marzo, 2020 · Archivado en Bale, Clásicos fútbol, Deportes, Equipos, FC Barcelona, Futbol, Partidos fútbol, Real Madrid · Comentarios desactivados en Bale no salió en la foto 

Los jugadores del Real Madrid celebraron la victoria en el Clásico con una foto que subió Isco en un storie a Instagram. El de Arroyo de la Miel acompañó la foto con un "The Squad", el equipo en castellano.  En la imagen está la mayoría de la plantilla, sin embargo, no están Valverde, Courtois, Carvajal, Vinicius, Toni Fuidias... ni Gareth Bale. El galés estuvo en el banquillo sin tener minutos en el Clásico y no apareció en la foto junto a sus compañeros.

Isco, Lucas Vázquez y Benzema posaron con camisetas conmemorativas por su partido número 200, 300 y 500 respectivamente como jugadores del Madrid. A ellos les acompañaron Kroos, Mariano, Militao, Casemiro, Areola, Marcelo, Varane, Sergio Ramos, Modric, Mendy, el sancionado Rodrygo, los lesionados Hazard y AsensioJovic y Brahim, jugadores que se quedaron fuera de la convocatoria.

Página Siguiente »