Hasta siempre: Wade se despide de la NBA con un triple-doble

11 abril, 2019 · Archivado en Atlanta Hawks, Baloncesto, Brooklyn Nets, Chicago Bulls, Competiciones, Deportes, Dwyane Wade, Equipos, Indiana Pacers, Miami Heat, NBA, Sixers · Comentarios desactivados en Hasta siempre: Wade se despide de la NBA con un triple-doble 

El 28 de octubre de 2003, Dwyane Wade jugó su primer partido NBA con 21 años y 284 días. Había pasado tres años (y jugado dos) en la universidad de Marquette, desde donde salió propulsado al número 5 del draft de 2003, donde apenas les robó focos a LeBron James, Carmelo Anthony... y la locura de los Pistons con Darko Milicic. Entonces Wade anotó 18 puntos y los Heat, desde entonces y ya para siempre sus Heat, perdieron en Phildelphia. Desde ahí hasta este 10 de abril de 2019: con 37 años y 84 días, Dwyane Wade ha jugado su último partido en la NBA. Sus Heat perdieron en Brooklyn (113-94) y él, después de despedirse con 30 puntos en el último baile en su pista, dejó un triple-doble para terminar: 25 puntos, 11 rebotes, 10 asistencias.

Spoelstra le dio 36 minutos y licencia para tirar (10/28). LeBron James, Chris Paul y Carmelo Anthony (su núcleo duro) se desgañitaban a pie de pista y el camino, una temporada de homenajes y despedidas, acabó por fin para un jugador único, seguramente el tercer mejor escolta de siempre por detrás solo de Michael Jordan y Kobe Bryant. Quedan tres anillos, el MVP de las Finales de 2006 (donde su actuación fue sencillamente prodigiosa), 13 All Star y 23.165 puntos, en el puesto 29 de los anotadores históricos tras superar, en la última noche, a Elgin Baylor.

Lo ideal, lo perfecto, habría sido que Wade se marchara en los playoffs, pero no pudo ser. Este partido, Nets-Heat, apuntaba casi a duelo directo hasta que los de Florida perdieron en la prórroga en Toronto, el pasado domingo, y se quedaron con el agua al cuello, pendientes de un milagro que no llegó. Finalmente, y a pesar de lo barato que ha sido una vez más el furgón de cola del Este, no entraron en playoffs. Los Heat acaban en un pobre 39-43, el tercer año sin playoffs desde que se fue LeBron en 2014 y con sensación de proyecto varado, siempre a una estrella de ser realmente competitivo, con la capacidad de Pat Riley para hacer magia en los despachos por primera vez en seria cuestión y Spoelstra haciendo virguerías para exprimir una buena colección de jugadores de clase media que se quedan hoy, además, sin su eje emocional: Wade no volverá a llegar la camiseta de los Heat, cuyo número 3 será (es) ya siempre suyo. Es obvio en el fin de trayecto para una leyenda.

Si la despedida de Wade ha endulzado lo que en realidad ha sido un mal final de temporada para los Heat, los Nets disfrutaron como niños en el último partido de una temporada que, da la sensación, querrían que no acabara nunca: 42-40, un milagro si se atiende a de dónde viene este proyecto y cómo lo asumieron Sean Marks y Kenny Atkinson. Con 7 triples de D'Angelo Russell (21+7+5), los de Brooklyn sellaron su primera temporada en positivo desde la 2013-14, su regreso oficial desde las tinieblas y un sexto puesto que les manda a jugar en primera ronda contra los Sixers, con los que empataron a 2 en cuatro duelos de Regular Season. Por soñar...

GANAN SIXERS Y PACERS

En dos partidos ya sin nada en juego del Este, los Sixers (el rival de los Nets en primera ronda), ganaron sin problemas a los Bulls (125-109) en una noche en la que reservaron a todo su quinteto titular de cara a los playoffs, a los que llegan con la duda para el arranque de Joel Embiid, que sigue con problemas en la rodilla izquierda. Un asunto desde luego esencial para la franquicia de Philadelphia: el pívot camerunés se ha perdido 14 partidos desde el All Star. Los Bulls por su parte, acaban en 22-60, fuera de playoffs por tercera vez en cuatro años y pendientes de un draft en el que pueden dar otra zancada en su reconstrucción.

Por su parte, los Pacers ganaron a los Hawks (134-135) con tres tiros libres en el último segundo de Edmond Summer. También con sus pilares descansando para la batalla contra los Celtics (la única serie que llevaba tiempo cerrada), los de McMillan han conseguido cerrar curso con el mismo balance que la temporada pasada (48-34) a pesar de que llevan desde el 24 de enero sin Victor Oladipo. Un enorme mérito. Para los Hawks, 29-53 pero buenas sensaciones en un año que les ha puesto en lo que parece una buena senda de cara al futuro. Para demostrarlo por última vez antes de las vacaciones, John Collins terminó con 20 puntos, 25 rebotes y 6 asistencias, Huerter con 17 puntos y 5 rebotes y Trae Young en 23+5+11. El nuevo jugador de una franquicia que, como tantas, sueña ahora con Zion Williamson...

Antetokounmpo no juega y los Nets ya acarician los playoffs

7 abril, 2019 · Archivado en Baloncesto, Brooklyn Nets, Chicago Bulls, Competiciones, Deportes, Equipos, Milwaukee Bucks, NBA, Sixers · Comentarios desactivados en Antetokounmpo no juega y los Nets ya acarician los playoffs 

La temporada milagro de los Nets, un paso de gigante, seguramente crítico, en la reconstrucción más difícil de la historia, necesitaba un respiro, un último aliento, para no irse al traste en la foto finish. Y este pudo llegar en el lugar más insospechado, Milwaukee, el hogar del mejor equipo de la Regular Season (ahora 59-21) y del probable nuevo MVP, Giannis Antetokounmpo. En el duelo de esta semana de los NBA Saturdays, los Nets ganaron (128-133) aprovechando que los Bucks ya habían cerrado la ventaja de campo en cualquier eliminatoria de playoffs (Warriors incluidos, claro) y que Giannis descansó, por problemas musculares.

El triunfo pone en 40-40 a unos Nets a los que el calendario tenía guardado un tramo final terrorífico, pero también esta bajada de tensión de los Bucks en el momento más apropiado (para ellos). De verse dentro a pensar que estaban fuera de los playoffs, ahora son sextos con partido y medio de ventaja sobre Miami Heat, a los que reciben en la última jornada. Hoy juegan en Indiana, un back to back durísimo en todo caso, y los de Florida en Toronto. Si ellos ganan y los de Spoelstra pierden, habrán completado oficialmente su improbable regreso a los playoffs.

Pero ni la ausencia de grandes motivaciones ni la baja de Antetokounmpo puso en todo caso las cosas fáciles a los de Atkinson, que perdían 128-126 a 2:30 del final, antes de que un triple de Joe Harris tras rebote de ataque de Jared Dudley abriera un parcial final de 0-7. Sentenció D'Angelo Russell (25 puntos, 10 asistencias) para un equipo que exprimió recursos, anotó 19 triples y puso a ocho jugdores en dobles figuras de anotación, con Dudley jugando de falso pívot y LeVert (24 puntos, 6 asistencias) en su mejor nivel tras la grave lesión que sufrió cuando apuntaba a serio aspirante a Jugador Más Mejorado. Bledsoe (33 puntos, 11 asistencias) y Middleton (24) lideraron a unos Bucks que están a menos de una semana de iniciar su asalto a las Finales en unos playoffs 2019 que después de esta noche tienen muchas papeletas de contar con los Nets, que además (puede ser clave) tienen el desempate ganado con séptimo y octavo, Magic y Pistons.

Entrenamiento de los Sixers en Chicago

Con mucho menos drama, los Sixers pasaron por encima de unos Bulls (96-116) en los que cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia y no va más allá de la desgarbada silueta de Robin Lopez. Sin ningún titular por encima de los 8 puntos y con 29 de Jakarr Sampson y 14 de Luwawu-Cabarrot, ejercieron (están 22-58 ahora) de sparring de unos Sixers que tratan de juntar las mejores sensaciones posibles de cara a los playoffs, donde tienen casi seguro llegar como terceros del Este: +2 sobre los Celtics otra vez. Jimmy Butler descansó por segundo partido consecutivo por problemas de espalda y Embiid, tras perder el duelo ante Antetokounmpo, dominó sin esfuerzo 20+10+5 asistencias. Simmons terminó en 14+4+4, Tobias Harris en 16+6+6 y Redick anotó 23 puntos con buenos porcentajes.

LeBron y los Lakers recuperan la sonrisa en la casa de Jordan

13 marzo, 2019 · Archivado en Baloncesto, Chicago Bulls, Competiciones, Deportes, Equipos, Lebron James, Los Ángeles Lakers, NBA · Comentarios desactivados en LeBron y los Lakers recuperan la sonrisa en la casa de Jordan 

Casi una semana después de superar a Michael Jordan como el cuarto máximo anotador en la historia de la NBA, LeBron James visitó Chicago, la ciudad donde His Airness se convirtió en el mejor jugador de todos los tiempos. Y lo hizo con triunfo (107-123). Uno muy necesario para estos Lakers que arrastraban la pena, el malestar y la incomodidad tras cinco derrotas consecutivas, alguna de ellas tan dolorosa como frente a Phoenix Suns, el segundo peor conjunto de toda la NBA.

Los Lakers, aunque con mucho sudor, recuperaron algo la sonrisa frente a los Bulls. Lo hizo LeBron que firmó un majestuoso doble-doble con 36 puntos y 10 rebotes y también Kuzma, que alcanzó los 21 después de perderse los dos últimos encuentros por lesión, un problema que ha azotado a la franquicia desde el inicio del curso y que ha dejado ya fuera para lo que resta de curso a Brandon Ingram y Lonzo Ball.

"Es donde estamos ahora mismo como grupo. Nuestro trabajo es continuar saliendo, dar todo lo que podamos para mejorar y ganar todos los juegos que nos quedan", dijo Luke Walton, el cuestionado entrenador de unos angelinos que se hicieron con el control del partido tras un parcial 24-43 en el tercer cuarto.

La partido de LeBron James

Remataron el encuentro en el último con canasta de auténtico lujo incluida: un mate a la media vuelta de LeBron (bailecito posterior) tras una asistencia de Hart. Una acción que dibujó la sonrisa en todos los jugadores angelinos. La única en mes aciaga en que los Lakers han casi certificado su ausencia de los playoffs por sexta temporada consecutiva. La peor racha de siempre en la franquicia sigue activa a pesar de la llegada de un James que no faltaba la lucha por el título desde 2005 cuando disputaba su segunda campaña como profesional.

Chicago sufrió demasiado el buen día del Rey el malo de Markkanen. El finlandés solo llegó a los 11 puntos tras fallar todos sus triples... y no fueron pocos: 0 de 8. Robin Lopez, Porter y Dunn fueron los únicos bulls que superaron los 15 tantos: 20, 19 y 18, respectivamente.

Los Bulls se exhiben ante unos Celtics que no levantan cabeza

23 febrero, 2019 · Archivado en Baloncesto, Boston Celtics, Chicago Bulls, Competiciones, Deportes, Equipos, Kyrie Irving, Lauri Markkanen, NBA, Zachary LaVine · Comentarios desactivados en Los Bulls se exhiben ante unos Celtics que no levantan cabeza 

Los Celtics siguen disparándose en el pie en lo que está siendo una temporada difícil, desconcertante, muy decepcionante. En Chicago (126-116) permitieron un festín ofensivo de los Bulls (en su mejor momento del curso, eso sí) y siguieron el patrón de muchas de sus peores derrotas de un curso en el que llevan demasiadas (ya 23 por las 27 totales de la pasada): buen inicio (28-33 el primer cuarto), colapso absoluto en el tramo central (hasta un 87-62 mediado el tercer cuarto) y esfuerzo inútil después para tratar de consumar una de esas remontadas imposibles que sí lograban con un ratio sorprendentemente alto la pasada campaña.

Total, que los Celtics siguen quintos del Este y siguen sin aprovechar los dientes de sierra de los Sixers en lo que debería ser una lucha mucho más intensa por la cuarta plaza y, ahora mismo y si no aflojan los Pacers, un trascendental factor cancha en lo que sería una tremenda serie de primera ronda que dejaría herido de muerte al perdedor. Ya a ocho partidos y medio de los Bucks y a siete de los Raptors, la preocupación de los Celtics debería ser al menos esa ventaja de pista en la primera serie. Y, sobre todo, cambiar en algún momento las sensaciones. Ya que no han sido en ningún momento el equipo que se esperaba, convertirse en él justo a tiempo: a veces pasa. Brad Stevens se echó otra vez la culpa y Kyrie Irving (37 puntos y 10 asistencias) también asumió responsabilidades aunque afirmó que estaba tranquilo de cara a los playoffs porque piensa que nadie puede ganarles a siete partidos y por un argumento finalmente simple: "yo estoy aquí". Al menos no criticó a sus compañeros esta vez...

Esos compañeros vieron como los puntos de base llegaron hasta un 94-86 pero nada más. Y eso contando con que Otto Porter no jugó la segunda parte por lesión. Los Bulls sostuvieron su ventaja con Zach LaVine (42) y Lauri Markkanen (35 y 15 rebotes) en las mejores cifras de anotación de sus carreras. Eso dice bastante de la defensa de los Celtics. El trabajo de Robin Lopez bastó ante Horford (19 puntos), el segundo máximo anotador de un rival con muy poco punch y muy poca lógica (otra vez) en su juego: Tatum (12+1 asistencia) anotó sus tres primeros tiros pronto y solo lanzó seis más en todo el partido... Gordon Hayward volvió a resultar intrascendente y entre Jaylen Brown y Rozier se fueron a un 6/21 en tiros.

Pésima imagen de los Celtics y brillante de los Bulls, que suman tres victorias seguidas, están en 16 ya (16-44) y con un buen boceto de proyecto si al frontcourt Porter-Markkanen-Carter se le suman los puntos de LaVine. La pena es que Kris Dunn sigue sin romper, pero el futuro puede no estar tan lejos como parecía hace unos meses en Chicago... La cuestión es, ahora mismo es difícil saberlo, dónde está para los Celtics.